Comparsa

La cara oculta de la luna

En cuartos

Las coplas. Una noche de febrero que se viste de coplas ante la luna. Gitanas que vienen a embrujarnos una vez que ya les han robado el corazón. Una comparsa a la que Juanma Romero Bey le da su punto de locura, que se adapta a la perfección a un grupo que canta con mucho gusto y que se defiende muy bien con el toque flamenco que tiene el repertorio. Sin embargo, no termina de romper la propuesta, especialmente por la música del pasodoble, que por su estructura, muy alejada del clasicismo y con un punto meloso, no engancha del todo. La particular forma de entender la comparsa de Romero Bey se deja ver en los pasodobles. En el primero luce la poesía con el "verde, que te quiero verde" para resaltar la riqueza de la naturaleza y la candelita que trae los malos agüeros y ha arrasado con los incendios desde Galicia hasta Doñana. El punto crítico de la segunda letra -mucho más directa- al alcalde de Cádiz, José María González, encierra un poco de ironía al pedirle que regrese a su comparsa con Jesús Bienvenido, ya que prefieren verle cantando en el Falla en un mundo en el que está su gente antes que en Fitur "dando la nota ante tus allegados más influyentes". Su lugar es el de "la voz del pueblo", frente a un sillón de la Alcaldía en donde no quieren que "se calle tu voz y se apodere de tu rebeldía". Regulares los dos cuplés, siendo un poco más simpático el primero a que van a dejar el alcohol para Carnaval, pero para el del año que viene porque para este año es muy precipitado. Más flojete el segundo a un GPS con el que nos dejan en todos lados pero no nos pueden dejar prestados 50 euros. La fiesta en la luna será eterna.

Puntuaciones del COAC 2018 3 Puntuaciones del COAC 2018 3

Puntuaciones del COAC 2018 3

En preliminares

El tipo. Gitanas. las coplas. A Romero Bey se le adora o se le odia. Siempre diferente. Siempre a su estilo. Gitanas que vienen a robarnos el corazón y a cantarnos sus penas y sus alegrías. El grupo, con muchísimo gusto, se adapta a la propuesta, sobre todo en la presentación y popurrí. El pasodoble es otra historia, ya que no le favorece los continuos giros en la melodía. En la pluma, se nota el barroquismo en el desarrollo de las letras, sobre todo en la primera contra el racismo. Algo más clara la segunda al amor, que se transforma en el final en un canto contra la violencia machista. Cachondeíto bien llevado en el primer cuplé a la coincidencia de dos chirigotas masculinas en la sesión. Baja el segundo al término apto y un intento de rima con Logroño. La defensa de la raza gitana y un puntito flamenco dan realce al popurrí.

Puntuaciones del COAC 2018 3 Puntuaciones del COAC 2018 3

Puntuaciones del COAC 2018 3

La previa

Juanma Romero Bey es uno de esos autores que, con su peculiar estilo, nunca deja indiferente a nadie. O lo adoras o lo detestas. Por eso, una de las tónicas de su carrera carnavalesca es su irregularidad, como se demostró el año pasado con 'La última copla'. Pero el 2018 se presenta con ilusiones renovadas al apostar por una agrupación mixta. Al frente de ella está Carmen Jiménez Barea, una voz privilegiada que fue varios años la directora de la comparsa de Rafael Pastrana hijo. La forma de componer de Romero Bey y el grupo que ha formado hacen que esta comparsa pueda ser una de las sorpresas agradables del presente COAC. 

Etiquetas

,

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios