Tribuna libre de Joaquín Quiñones ¿Antifaz?, sí gracias

Después de haber estado nueve años como delegado de los Antifaces de Oro manteniendo una o dos asambleas anuales y con un quorum del 70% de asistentes, ahora resulta que todo estuvo tan malamente hecho que casi tendría que desaparecer la dichosa insignia.

Yo respeto todas las opiniones, faltaría más, pero los embustes gordos como que el Antifaz hay que pedirlo ya es de juzgado de guardia, al menos mientras que yo estuve. Los currículum llegan a la asamblea a través del Patronato, por medio del Aula de Cultura u otras entidades de la ciudad, se bareman y se presentan a la asamblea, que es la que los aprueba democráticamente. Si este sistema no gusta ya es harina de otro costal. Habrá quien tenga intereses interesados y no le gusta el sistema. Podríamos volver a la época franquista que se daba a mano alzada en el patio del Ayuntamiento con los chanchullos de turno.

El Oscar del Carnaval no se puede dar sin unas bases establecidas porque el amiguismo en la fiesta ya está más que explotado. Esto no es la concesión de la insignia de la peña El Guatipirri, porque hay quien no lo tiene porque decidió en su día dejar el Concurso para dedicarse profesionalmente a otros menesteres, otros lo dejaron porque querían buscarse la vida como cantautor, etc... Por cierto, todo muy lícito.

Esto no se puede dar sólo por los nombres, como pasa mucho en el Concurso, y si alguno creen que se lo merecía antes, me parece divino, pero las reglas las cambia la asamblea; los demás, por fuera, pueden opinar lo que quieran, incluido el Ayuntamiento.

Y quisiera hacer un desagravio a Antonio Martín Salomón Pucherito, que consiguió el Antifaz a los 30 años de Concurso y después continuó, prácticamente, hasta su fallecimiento. Poner en duda su merecimiento porque era postulante me parece una falta de respeto. Su labor era impagable en la agrupación, más que un tenor o un director.

Yo me pregunto, cuando conceden el Baluarte del Carnaval, nadie ha dicho todavía que se lo merecen antes otros, y que no van a recogerlo. Te das cuen...

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios