Deportes

Los trucos fiscales de las estrellas del mundo del fútbol

  • Futbolistas del máximo nivel, como Messi y ahora Cristiano Ronaldo, se encuentran en entredicho

Andre Gomes empuja a Cristiano en un lance del Barcelona-Madrid. Andre Gomes empuja a Cristiano en un lance del Barcelona-Madrid.

Andre Gomes empuja a Cristiano en un lance del Barcelona-Madrid. / toni albir / efe

Revelaciones sobre transacciones de dinero y trucos impositivos vuelven a poner al fútbol de élite y sus máximas estrellas en entredicho. Según una investigación de varios medios europeos, sumas millonarias provenientes de clubes y patrocinadores deseosos de pagar fluyen a través de empresas pantalla a paraísos fiscales, los honorarios de los representantes no se gravan correctamente y las autoridades fiscales se muestran indulgentes.

Más de 18 millones de documentos de la zona gris del fútbol han sido analizados por una red de medios internacionales liderada por la revista alemana Der Spiegel en los últimos siete meses. La base de las pesquisas es un gigante banco de datos de 1,9 terabytes filtrado por Football Leaks, una plataforma clandestina que se dedica a revelar secretos del negocio del fútbol. Las sumas mencionadas en el informe y los trucos que se usan para eludir al máximo el pago de impuestos alimentan la imagen de la doble moral del negocio.

Nuevos, sin embargo, no son los métodos descritos en las informaciones. Así, Messi fue condenado recientemente a 21 meses de cárcel por un tribunal de Barcelona por evadir 4,1 millones de euros al fisco español. Para eludir a Hacienda, según la sentencia, el jugador del Barcelona usó una red de firmas pantalla para gestionar sus ingresos por derechos de imagen. Los contratos firmados con diferentes empresas por compromisos publicitarios se canalizaron a través de empresas que llevaron el dinero a paraísos fiscales. Messi interpuso recurso contra la condena.

Poco antes del duelo entre Barcelona y Real Madrid, Cristiano Ronaldo pasó también a la defensiva. El atacante de 31 años es, según la revista Forbes, el deportista mejor pagado del mundo con 78 millones de euros. Los representantes del portugués se vieron ahora obligados a aseverar que Cristiano está al día de sus obligaciones con el fisco. Sin embargo, el vicepresidente del Barcelona, Carles Vilarrubí, pidió que Hacienda actuara con Cristiano "con la misma implacabilidad" y "le aplique el mismo criterio" que a Messi.

Las autoridades fiscales españolas fueron laxas durante muchos años con el fútbol profesional. En los años 90, muchos clubes dividieron los pagos a sus jugadores en dos categorías: sueldo y derechos de imagen. Por el salario se pagaba el impuesto normal sobre la renta, pero sobre los ingresos publicitarios se retenía mucho menos. Además, existían otras opciones legales para evitar al fisco a través de compañías en el extranjero u otros métodos.

En cualquier caso, el debate moral sobre el negocio del fútbol, ya golpeado por la corrupción de la FIFA o el escándalo de Alemania 2006, se acrecienta. "Cuando estos millonarios se niegan a aportar su contribución a la comunidad, esto ya no tiene nada que ver con el fair play, sino con la traición a los aficionados", dijo el jefe de la fracción socialista del Parlamento alemán, Thomas Oppermann.

Frases como ésta suenan familiares. Llamamientos similares se produjeron ya en el pasado cuando ídolos del fútbol, el tenis o la Fórmula 1 trasladaron sus residencias a Kitzbühel, Montecarlo o el Lago de Ginebra.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios