Chirigota

Esto sí que es una chirigota

Localidad: Cádiz

Letra: José Antonio Vera Luque

Música: José Antonio Vera Luque

Dirección: La agrupación

En 2013: Los erasmus pocos y parió la abuela (tercer premio)

El tipo. Los ministros. Atentos a la caracterización.

Final:

Semifinales: Rajoy no comparece en la presentación. No vaya a ser que le pregunten o algo los periodistas presentes. Así que pone un plasma en lo que debía ser su sitio en la chirigota. Y, nada, vemos su actuación proyectada. Muy bueno. Es que no les falta un detalle a este equipo de Gobierno, ni la falseta de Nino Rota. Ni su gráfico para demostrar el descenso del paro que es el que protagoniza el primer pasodoble.  20.000 parados menos en el último mes. Un dato que la chirigota va desmontando hábilmente. De los pocos autores que argumentan una opinión. Qué alegría hijo. Entre los jubilados, los que han encontrado trabajo pero cotizando menos horas de las que realmente trabajan, los que se han ido fuera de España buscando su pan, los que están hartos y no van a sellar, los suicidios por depresión... Pues claro. Así sí que ha bajado el paro en esta nación. Grande. Te voto ya. Te voto otra vez. El siguiente pasodoble tampoco se queda atrás. La izquierda que va sin rumbo, la que da tumbos y se sienta a mi lado, al lado del Partido Popular. La izquierda que no es izquierda ya ni ná.  La izquierda que se arrodilló a los pies de los banqueros y que junto al Partido Popular  están pisoteando los derechos del trabajador. Los cuplés no están malotes, el primero a Olvido Hormigos y a su participación en un programa donde se tiraba a una piscina. Bueno, a un piscina, a cuatro cámaras, tres jueces... Eufemismos del lenguaje político con el que nos dan coban a los ciudadanos, en el segundo cuplé. A la Final, del tirón.

EN CUARTOS

Las coplas. Estos mendas nos prometen en la presentación divertirnos y hacernos disfrutar. Pa mí que es la única promesa que han cumplido en sus años de gobierno . Ah, que no, que es una chirigota... Si ya decía yo... Bueno, pero mola desahogarse con el scrache del popurrí y con la rumbita  (ay, ponme la mano aquí y aquí ponme el sobrecito). Acertadísimo tipo, acertadísima propuesta y acertadísimo pase. Esta chirigota sigue en campaña, a por todas, con dos buenos pasodobles con esa falseta by Nino Rota tan irónica. Las cuchillas de la verja de Melilla y las otra cuchillas, las del  "odio, la xenofobia y la desigualdad", que les esperan si logran cruzar, les "amputarán la vida nada más llegar". Otra verdad que el Rajoy de verdad nunca dirá. Rajoy que se muestra encantado con su "niña bonita" que no es otra que Teófila Martínez en el segundo pasodoble. "Siempre obediente y sumisa al PP porque quiere ser ministra". Una alcaldesa que en Cádiz "es terrateniente" mientras que para la cúpula del PP "es una sirviente". Como muestra, la prueba de obediencia que esta chirigota nos recuerda, cómo voto no a la carga de trabajo para Navantia en el Congreso. Te voto, Vera. En los cuplés, (con pito sintonizado al partido) la cosa baja un pelín, sólo un pelín, será culpa de Zapatero, al registro en la sede de Génova, "menos mal que la grifa la tenía en los huevos". Y al chiquillo de Ortega Cano, clavao al padre. Popurrí presidencial.

EN PRELIMINARES

Las coplas. "Jajajaja me río en tu cara". Abran las puertas del Congreso, digo, del Falla, que llega la parodia. Lo que, en el fondo, no tiene ni pizca de gracia, nos pinta la sonrisa de oreja a oreja aunque, al minuto, pensemos, vaya ruinazo el que tenemos encima. Viva la parodia, viva la sátira y el efecto de catarsis que provoca cuando llega a buen puerto. Rajoy y sus ministros nos hacen reír una vez más. Esta vez, a través de sus transuntos chirigoteros. Vera Luque y compañía firman una actuación completa que empieza y termina con una rumba pegadiza. Presentación con muy buenos golpes, con pancartas ("a nosotros no nos registran en camerino") y con presentación formal de los ministros, especialmente, acertadas las de Soraya Sáez de Santamaría, Fátima Báñez y  Margallo (guitarra), que si "cuando puntea fenomal , Ana Mato putea a los jubilados en Sanidad". Abran las puertas del Falla, digo del Congreso, flanqueado por leones que cobran vida). Los acordes que Nino Rota creara para El Padrino da entrada a los pasodobles, mecidos, serenos (a lo mejor demasiado...) aunque no se puede negar la elegancia. La primera letra, de presentación pero con homenaje en el remate.  Estos ministros sirven para la chirigota, los ciudadanos tienen "el cachondeo" garantizado "cuando abren la boca". Dan argumentos, porque unos y otros recurren "al doble sentido al hablar", tienen "poca vergüenza para hacer el tonto"... Pero "una verdadera chirigota" es la que veremos en el próximo pregón. La marca España protagoniza una ocurrente segunda letra donde tienen cabida productos de calidad como un "rico chorizo, los más frescos del lugar", un detergente, "que el dinero lo deja limpio y reluciente" y "tortas y galletas que reparten los antidisturbios" en las manifestaciones. La marca España tiene de todo "menos huevos y no pasa nada". Y olé. Aprovechan al Peñita para dar paso a los cuplés, con pitos de sintonía pepera. Mientras que el primero es para la alcaldesa con la excusa de las activistas de Femen;  en el segundo, muy bueno, se dan cuenta que las ninfas este año no se han quitado el traje de piconera desde el primer día de Concurso. Irónico estribillo, escucha, que si hacen algo mal, toda la culpa es "de Zapatero". El popurrí, bastante completo, encuentra en 'Entre rejas' uno de sus momentos cumbres... Nos hemos reído pero, en la vida real, el panorama es para llorar. 

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios