Cadiz CF

El Carranza, el quinto más poblado

  • La asistencia media al estadio a lo largo de la temporada fue de 13.145 espectadores, casi la misma que el primer año después del ascenso

  • El Molinón, el recinto más visitado

Aficionados del Cádiz animan al equipo durante un encuentro en el estadio Carranza. Aficionados del Cádiz animan al equipo durante un encuentro en el estadio Carranza.

Aficionados del Cádiz animan al equipo durante un encuentro en el estadio Carranza. / fito carreto

El estadio Ramón de Carranza contabilizó la quinta asistencia media de público más elevada durante el desarrollo de LaLiga 1|2|3, que finalizó a comienzos de junio, según las cifras recogidas en el portal transfermarkt. El promedio fue de 13.145 espectadores en los 21 encuentros disputados en el santuario cadista, muy por debajo de los algo más de los 16.000 que sacaron el carné de abonado. En cualquier caso, el conjunto amarillo siempre estuvo arropado por su afición en los partidos de casa pese a que algunas citas se celebraron en día y horarios poco habituales -los duelos ante el Huesca y el Real Zaragoza se jugaron en lunes a las nueve de la noche por elección de las televisiones-. El número total de seguidores que acudió al Carranza durante el campeonato alcanzó los 276.050.

En la segunda campaña en la división de plata después de dejar la Segunda B, la asistencia al Carranza se mantuvo estable, con números similares al del primer año aunque con una ligerísima caída. En el ejercicio 2016/17, la cifra de personas que accedieron a las instalaciones fue de 278.265, es decir, 2.215 más que en el curso que acaba de terminar. La media de ese primer año -como tercer estadio más visitado- fue de 13.251, sólo 106 más que en el segundo.

Los datos parecidos en la dos temporadas suponen que hay una cifra más o menos estable de asistencia al Carranza.

El estadio más poblado a lo largo de la temporada recién concluida fue El Molinón. La fidelidad de la masa social del Sporting de Gijón quedó demostrada una vez más con una afluencia media de 20.468 personas -más de 7.000 que en el Carranza- para un global de 430.256 en las 21 jornadas como anfitrión. Fue el único que sobrepasó los 400.000.

La Romareda ocupó el segundo lugar en asistencia con una media de 18.600 aficionados para un total de cerca de 391.000 aunque el Real Zaragoza no pudo conseguir el objetivo del ascenso a Primera División, como ninguno de ocho equipos que contó con el mayor respaldo de público durante la campaña 2017/18. El tercer estadio que tuvo las gradas más llenas fue el Carlos Tartiere -escenario del Real Oviedo- con casi 298.000 espectadores y una media de 14.177. El Sadar, sede de los encuentros como local del Osasuna, se quedó con el cuarto promedio más alto, de 13.772 hinchas, extraído del total de 289.200.

El Nuevo Arcángel, con el Córdoba como inquilino, fue el sexto estadio con mayor presencia de público, en su caso con 272.371 a lo largo de todo el curso y una media de casi 13.000. La batalla por eludir del descenso y la remontada del equipo sirvió de motivación a la parroquia cordobesista. El séptimo fue el Heliodo Rodríguez López con 253.000 y un promedio de poco más de 12.000.

El Nuevo Los Cármenes, con el Granada recién descendido, apenas pasó de los 227.000 seguidores -una media de 10.800-. Un escalón más abajo quedó el Valladolid, que seguro que en el partido del ascenso que esta semana se disputa en el Nuevo José Zorrilla superará de largo el promedio de la Liga, establecido en casi 10.600 espectadores -222.000 entre todas las jornadas-.

En Vallecas vieron quedar campeón al Rayo con una asistencia media de 9.500 hinchas -la décima- para un total de 200.000. En El Alcoraz, testigo del primer ascenso en la historia del Huesca, la presencia media fue cercana a los 4.200 -casi 88.000-, la 16ª de Segunda A. La Ciudad Deportiva del Sevilla fue la menos visitada. La media fue de 1.300 espectadores por partido y un total de 28.530 en los 21 como local del filial de Nervión. En Reus, donde el deporte rey es el hockey sobre patines, la visita de personas al campo de fútbol fue cercana a una media de 2.600 -54.300 en toda la temporada-, la penúltima más baja de la categoría de plata. El Barcelona B tampoco contó con demasiado respaldo del público. La afluencia media de espectadores en el Mini Estadi fue de casi 2.600 y 55.700 a lo largo del torneo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios