Fase ascenso a Segunda B. Cádiz b - Alavés b

Un éxito de todo el colectivo (3-2)

  • El Cádiz B cierra por la vía rápida su pase a la eliminatoria final al vencer al Alavés B con dos golazos de Manu Vallejo y otro de Seth Vega

Los jugadores del Cádiz B celebran su pase a la eliminatoria. Los jugadores del Cádiz B celebran su pase a la eliminatoria.

Los jugadores del Cádiz B celebran su pase a la eliminatoria. / Jesús Marín

El fútbol es un deporte colectivo en el que pesan las aportaciones individuales, aunque por encima de todo reina aquello de 'la unión hace la fuerza'. El Cádiz B expuso ayer a las mil maravillas lo que es trabajar como equipo; lo viene haciendo toda la temporada aunque en esta ocasión se notó el oficio de horas de entrenamientos que hay detrás de esta joven plantilla. El filial amarillo venció de nuevo al Alavés B (3-2) y alcanzó la eliminatoria final por el ascenso a Segunda B. Hasta Igor Oca, técnico del cuadro vitoriano, se rindió a la evidencia: "Tiene mucho mérito lo que está haciendo este entrenador (Mere) y su cuerpo técnico". Queda un peldaño para que el conjunto gaditano alcance la gloria y lo que sería, por el momento, su techo deportivo al estar el primer equipo en Segunda A.

El sueño del Alavés B por conseguir el ascenso a Segunda B se acabó en tierras gaditanas, donde de nuevo perdió a pesar de que en el tramo final maquilló el resultado con dos goles de penalti.

Igor Oca realizó tres variantes en el once respecto al duelo de ida introduciendo a Vuco, Andrei y Arzuaga, que tomaron el testigo a Pablo Álvarez, Adrián Fuentes y Ale Hernández, mientras que Mere sólo efectuó un cambio con Seth Vega en lugar de David Toro; acierto pleno porque el partido que se pegó el atacante nacido en Las Palmas fue de campeonato en esfuerzo, presión y en todo, golazo incluido.

Guión similar en los primeros instantes tal y como sucedió en Vitoria. El filial amarillo llevó la iniciativa ante un adversario que no encontraba aire más allá del centro del campo. Y eso se tradujo en un bello gol que nació en la banda izquierda en una recuperación en la que Javi Navarro estuvo rápido y generoso hasta que encontró a Manu Vallejo, quien desde fuera del área soltó un lanzamiento imposible para Landeta. Antes del estreno tanteador, Miguel García, Saturday y el incombustible Manu Vallejo pusieron en aprietos el área alavesista. Pero es que después de 1-0, una gran conexión Javi Navarro-Manu Vallejo no tuvo el final deseado por el bloqueo que recibió el chiclanero en su tiro.

Las cosas ya se pusieron muy de cara para los cadistas sumando el 0-2 que traían de la ida y, por ocasiones, la sensación es que estaba más cerca el segundo que el empate. Bien posicionado y con enorme capacidad y generosidad en el desgaste, los de Mere no permitían al conjunto vitoriano el más mínimo espejismo para soñar con alcanzar la final del play-off. Los de Oca apenas podían trenzar con peligro para llegar a la zona de tres cuartos porque su enemigo le cortaba todos los avances o le provoca errores en la salida del esférico. Para dejar la eliminatoria vista para sentencia antes del ecuador del primer periodo, de nuevo apareció Manu Vallejo, otra vez desde lejos, para alojar el esférico junto al poste derecho, que llegó a tocar, de la portería del portero vasco. En esta oportunidad le sirvió el balón Seth Vega en otra muestra de su implicación ayer.

Con cuatro goles de ventaja en el global de la eliminatoria, el conjunto de casa empezó a jugar aún más cómodo mientras el visitante se fue definitivamente del encuentro y quedó noqueado prácticamente hasta el descanso. En los últimos instantes de la primera mitad se jugó poco a pesar de que el Alavés B trató de soltarse algo apretando en la presión a un enemigo superior que hasta el ecuador del choque no pasó por apuros. De hecho, la escuadra alavesista no lanzó en el primer tiempo ninguna vez entre palos de la portería cadista. De esta manera se alcanzó el intermedio dejando un gratísimo sabor de boca en la afición los yogurines amarillos.

La reanudación se produjo de la mejor manera posible al acertar Seth Vega con un balón, que le llegó tras un robo providencial de Sergio, que mandó a la escuadra. El atacante encontró el premio al enorme trabajo realizado sobre el césped. Con el partido y la eliminatoria acabada a pesar de quedar 43 minutos por delante, el filial cadista esperaba un poco más atrás a un enemigo que trataba de maquillar un marcador global demasiado fuerte para su potencial.

Mere movió el banquillo para retirar del once piezas claves y sus pupilos también levantaron algo el pie. A pesar de esa menor intensidad, David Toro y, sobre todo, Ezequiel tuvieron en sus botas elevar el tanteador al concepto de goleada. No lo hicieron y dos de los tres acercamientos del Alavés B al área local en toda la segunda mitad acabaron en demasiado premio. Primero, por un discutible derribo de Manu Sánchez a Andrei que este mismo jugador anotó desde los once metros; y luego en un balón que golpeó en Saturday y el colegiado entendió como intercepción del esférico con un brazo. Fue Dani Iglesias el que cerró el marcador y una eliminatoria en la que, en líneas generales, el filial vitoriano fue inferior.

El bombo hablará por tercera vez esta tarde a la espera de que el Cádiz B conozca el destino que el próximo fin de semana le envía a la penúltima 'batalla' por el ascenso a Segunda B.

Ficha técnica:

Cádiz B: David Gil, Miguel García (Ezequiel, 56'), Moi, Saturday, Cubero, Sergio, Duarte (Javi Pérez, 61'), Manu Sánchez, Javi Navarro (David Toro, 68'), Manu Vallejo y Seth Vega.

Alavés B: Landeta, Víctor López, Ignacio Ruiz, Gabriel, Erik Ruiz, Perea, Paulino, Arzuaga (Adrián Fuentes, 46'), Andrei (Dani Iglesias, 78'), Vuco (Llacer, 64') y Valero.

Goles: 1-0 (15') Manu Vallejo. 2-0 (22') Manu Vallejo. 3-0 (47') Seth Vega. 3-1 (73') Andrei, de penalti. 3-2 (84') Dani Iglesias, de penalti.

Árbitro: Pavón González (extremeño). Amonestó al local Duarte, así como a los visitantes Erik Ruiz y Andrei.

Incidencias: Partido de vuelta de la segunda eliminatoria de la fase de ascenso a Segunda División B. Unos 1.200 espectadores en el campo Ramón Blanco, en las instalaciones de El Rosal.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios