Zaragoza-Cádiz Alineaciones probables del Zaragoza-Cádiz CF

  • El líder afronta un exigente test en el campo del tercer clasificado.

Alineaciones probables del Zaragoza-Cádiz CF

Alineaciones probables del Zaragoza-Cádiz CF

El tercer episodio a una semana muy potente cita este domingo al Cádiz, al líder, en el campo del Real Zaragoza (16:00 horas, Vamos de Movistar+). Un examen que siempre es exigente independientemente de lo que dicte la tabla clasificatoria. Un encuentro de altos vuelos históricos. Una cita que gusta mucho esta jornada por la dinámica de los amarillos y por lo que se espera del proyecto aragonés. Un partido 'top' que el cadismo aguarda con el deseo de poner la guinda a una semana exquisita por la tendencia ganadora del Cádiz y por los golpes en la mesa, de forma consecutiva, en Almería y ante el Huesca.

El equipo amarillo trabaja y avanza con la marejada de triunfos que le acompaña, un ambiente que envuelve al vestuario aunque el mensaje sea que la euforia está de puertas hacia el exterior. Hay felicidad y confianza, fe y ganas en poder seguir haciendo las cosas igual de bien. Continuar marcando territorio mirando a todos desde lo más alto es el sueño cada semana desde que el equipo se ha encaramado al liderato.

Una semana que registra la vuelta de Marcos Mauro, después de cumplir sanción, y la primera convocatoria esta temporada de Edu Ramos, castigado por las lesiones desde pretemporada. Da igual esas variantes si la dinámica no varía y el mensaje que lanza un día tras otro Álvaro Cervera llega como debe hacerlo a su grupo de futbolistas.

El partido no despierta la incertidumbre por un alto número de cambios en los amarillos. Quizás esté abierta la puerta a que Marcos Mauro y Fali pugnen por la plaza para acompañar a Cala, si bien la sensación es que el ex del Nástic puede ser el elegido. Bodiger se situó en el doble pivote ante el Huesca, junto a Garrido; cabe la posibilidad de que José Mari recupere ese lugar en un campo en el que jugó y es querido, amén de la gravísima lesión sufrida en ese escenario hace dos campañas. El roteño aprieta los dientes para estar de inicio. Por otro lado, todo apunta a que Perea saldrá como titular en la izquierda y que Iván Alejo tendrá que esperar su turno en el banquillo. No obstante, Alejo dejó buenas sensaciones el miércoles y su continuidad sería menos sorpresa.

Por encima de alineaciones, en el Cádiz manda el sello Cervera, un estilo propio que lleva varios años dando resultado y que este curso está aportando mejores argumentos si se atiende a lo que refleja la clasificación. El Cádiz es el equipo de siempre, un conjunto antipático que se defiende con un oficio encomiable y que aprovecha como pocos sus acercamientos veloces al área contraria. Robar y atacar después de tener las líneas muy juntas y no ceder un palmo de terreno o ventaja al adversario. A partir de ahí empieza a crecer el conjunto gaditano.

Zaragoza es un test muy exigente porque su proyecto busca esta temporada no fallar como en los últimos años. La exigencia es el ascenso por cualquiera de las dos vías, si bien es un secreto a voces que ser primero o segundo ahorraría sufrimiento y aportaría un mayor margen de tiempo para preparar la vuelta a la elite. Para ese sueño queda mucho y los saben los amarillos y los blancos, dos enemigos que están cerca en la tabla pero lejos en conceptos futbolísticos.

El cuadro aragonés parte de la premisa de no encajar pero llevando el mando y el balón. Un equipo que mentalmente ha preparado su entrenador para sufrir y disfrutar, para pelear en Segunda A y mostrar las credenciales a lo máximo. Hay mucho de sentimiento en el vestuario maño empezando por Víctor Fernández; eso también juega.

La expedición cadista se desplazó este sábado con el deseo de lograr algo grande y la conciencia tranquila por lo que hace y como lo hace. Una semana cargada de trabajo y partidos antes de cerrarla en un escenario de Primera como es La Romareda. Un partido en el que la exigencia es un enemigo que gusta a los amarillos, acostumbrados a dar todo y más en cualquier situación.

En territorio zaragozano saben que llega el Cádiz, el del estilo Cervera, el que acostumbra a no jugar y asestar el golpe en la primera que tiene. El que todos saben su forma de jugar pero pocos son capaces de contrarrestarla. Así es el Cádiz y así se presenta un duelo de altura, tercero contra primero (seis puntos de diferencia), que medirá las fuerzas de dos gallitos.

Décimo examen del Cádiz para seguir en la pomada con las mejores sensaciones. Un encuentro que cierra un pequeño pero brillante ciclo semanal o abre otro, según refleje el resultado una vez superado el 90’.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios