Servicio humanitario

Un hombre agradece a la Policía Local de Cádiz que le salvara la vida tras sufrir un infarto

  • La reanimación cardiopulmonar y el uso de desfibriladores por parte de los agentes fue clave en la intervención

José Manuel Fernández entrega una placa a los agentes que le salvaron la vida. José Manuel Fernández entrega una placa a los agentes que le salvaron la vida.

José Manuel Fernández entrega una placa a los agentes que le salvaron la vida. / Jesús Marín

José Manuel Fernández volvió a nacer aquella mañana del domingo 11 de octubre después de desplomarse en su casa de San Severiano, perder el conocimiento y quedarse sin respiración. Un infarto. La rápida actuación de su novia Katerina fue clave para que una situación que se presentaba dramática acabara en final feliz. Avisó al 092 de la Policía Local, que se personó casi de inmediato en el domicilio merced a que un coche policial se encontraba cerca. Dos agentes comenzaron a realizar a José Manuel la reanimación cardiopulmonar mientras esperaban a otros compañeros, que llegaban con desfibriladores. Tres descargas y la posterior intervención del 061 acabaron por reanimarle. La doctora que venía con la unidad móvil corroboró que la actuación policial había sido clave para salvarle la vida.

Agradecido a sus salvadores, José Manuel Fernández, junto a su novia y a su madre Teresa, se personaba en la mañana de este miércoles en la Jefatura de la Policía Local para entregar a los agentes una placa recordatoria. “Tuve la desgracia de sufrirlo y la suerte de no vivirlo, pues me dicen que fue muy desagradable. Todo ha salido perfectamente gracias a mi novia, a que estuviese cerca un coche patrulla y a la llegada del 061”, señalaba. Fernández destacó que gracias a la rapidez de los intervinientes “no tengo secuelas a pesar de que en las siguientes 48 horas los médicos me advirtieron en el hospital que podían producirse, pero afortunadamente no ocurrió nada”.

“Hay que valorar a la Policía Local, sin los agentes no estaría aquí hoy. Están sufriendo mucho con la situación sanitaria y hay que agradecerles lo que hacen. Y concienciar a la gente que la Policía Local está ahí para ayudar cuando se le necesita”, decía José Manuel. Y se dirigió a los agentes para decirles “me habéis devuelto a la vida, conseguir que una persona siga viva es algo muy grande”.

“Hay que valorar a la Policía Local, sin los agentes no estaría aquí hoy. Gracias a ellos tengo una partida extra"

El superintendente jefe de la Policía Local de Cádiz, Juan Manuel Padilla, señaló que estas “son las intervenciones que compensan lo más ingrato de nuestra labor”. Los agentes Luisa González y Gabriel Dodero llegaron en primer lugar. Ella explicó que “todo fue muy rápido, subimos a un sexto piso y vimos a José Manuel tendido en el suelo, muy mal, sin respirar y muy pálido. No paramos de realizarle la reanimación hasta que no aparecieron los compañeros con los desfibriladores. Verlo ahora así es una felicidad para nosotros”. Dodero aseguró que fue “uno de los mejores servicios que pueden hacerse, otras veces no hay tanta suerte”. Héroes fueron también ese día los agentes Manuel Muñoz, Víctor Manuel Andrades y Óscar Hidalgo.

En los últimos tres años, 19 agentes de la Policía Local han recibido felicitaciones por este tipo de actuaciones. Una de ellas salvó la vida a José Manuel Fernández, que como bien dice “tengo partida extra para seguir jugando”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios