Tráfico Las cámaras que multarán en Cádiz por entrar en el centro de la ciudad sin cumplir los requisitos

Cádiz

La obra de la integración que espera el puerto de Cádiz también está en manos del Gobierno central

La integración puerto-ciudad se ha quedado sólo en esto, de momento, unos espacios donde protegerse del sol.

La integración puerto-ciudad se ha quedado sólo en esto, de momento, unos espacios donde protegerse del sol. / Jesús Marín (Cádiz)

La espantada de la promotora del que podría haber sido el primer hotel de cinco estrellas de la capital dejó sin respiración a la Autoridad Portuaria de la Bahía de Cádiz.

Nada hizo presagiar que la paciencia mostrada en todo momento por la empresa Hotel Puerto América Cádiz, S.L, integrada dentro del grupo inmobiliario AyC Homes tenía un límite. Pero finalmente nada se ha podido hacer por retener a esta firma y al ambicioso proyecto de alojamiento de lujo que podría haberse convertido en el emblema de todo el ansiado proyecto de integración puerto-ciudad.

De todos es sabido que este proceso se considera una de las últimas posibilidades de crecer que le queda a la capital.

Pero al final, todo quedó en papel mojado y lo que ha quedado de recuerdo ha sido una infografía de lo que podría haber sido un espectacular hotel en un espectacular y privilegiado rincón de la ciudad.

Pero lo peor de todo es que todas las administraciones y todos los partidos políticos, a excepción del PSOE, apuntaron al Gobierno central como único culpable de que esta promotora hotelera haya optado por buscar otro espacio para su ambicioso proyecto.

Después de años esperando a un Consejo de Ministros que diera carta blanca al cambio de uso del suelo que se iba a utilizar para el hotel de cinco estrellas, la APBC recibió la noticia de que Puerto América Cádiz, S.L., la sociedad que presentó en 2018 una solicitud de concesión administrativa para la construcción y explotación de un edificio destinado a actividades hoteleras, comerciales, de restauración y servicios asociados en la zona portuaria de Puerto América, en Cádiz capital, había presentado su renuncia a la misma.

La Autoridad Portuaria de la Bahía de Cádiz inició el trámite de competencial de la concesión en febrero de 2018, aprobando el Consejo de Administración el otorgamiento de la misma en el mes de abril del mismo año, estando condicionada la concesión al levantamiento por el Consejo de Ministros de la prohibición de instalaciones hoteleras en el dominio público portuario y, a la retirada de la afección del edificio.

Una vez alcanzado y superado el penúltimo eslabón, el 9 de mayo de 2022, la Autoridad Portuaria de la Bahía de Cádiz remitió a Puertos del Estado el acuerdo de Pleno con la actualización del expediente para que se pueda desbloquear el segundo trámite: la tramitación ante el Consejo de Ministros del levantamiento de la prohibición de una instalación hotelera en la zona de Puerto América, que dos años después no se ha producido.

Y chimpún. Ahí, en Puertos del Estado, organismo dependiente del que fuera Ministerio de Fomento hasta hace unos años, es donde ha quedado embarrancado el proyecto sin que se lograra, por mucho que insistiera personalmente la propia Teófila Martínez, que el Gobierno de Pedro Sánchez incluyera ese punto en ese esperado Consejo de Ministros.

Pero lo peor es que, a pesar de que la presidenta de la Autoridad Portuaria, Teófila Martínez, ha expresado su intención se seguir intentando que allí, en Puerto América, se construya un hotel, lo que viene ahora no es fácil.

La ex alcaldesa tiene en su agenda iniciar las primeras obras de ese ambicioso proyecto de integración puerto-ciudad, cuyos primeros trabajos se habrían centrado en la remodelación integral del Muelle Ciudad. Pero la propia APBC sigue temblando al ver que “el tema de puerto ciudad está ahora mismo en el trámite de supervisión por parte de Puertos del Estado, previo ya a la licitación”, de lo que se deduce que este pistoletazo de salida de esta ampliación de la ciudad está en manos, de nuevo, del Gobierno central.

La propia APBC tiembla al reconocer que “hasta que no esté esto, no podemos dar fecha del comienzo de la obra”, aunque sigue en pie su previsión de iniciar los trabajos este mismo año, “ a pesar e que ya hemos podido comprobar que los trámites en los puertos son largos”.

La intención de la Autoridad Portuaria era acometer, en cuanto reciba el visto bueno de Puertos del Estado, la urbanización del muelle Ciudad, que es lo único que se puede hacer, de momento, mientras que los contenedores sigan permaneciendo en el Muelle Reina Sofía del puerto de Cádiz.

La mudanza de Boluda y Concasa a la nueva terminal de contenedores será el punto de partida definitivo para poder llevar a cabo todo el proyecto de integración entre el puerto y la ciudad que se plasma de manera bien definida en el Plan Especial del Puerto de Cádiz que refleja una ampliación de la capital en torno a estos suelos de oportunidad que quedarán liberados una vez que los contenedores se desplacen hasta la nueva terminal de carga.

Cabe recordar que los usuarios del club náutico de Puerto América han mostrado ya su preocupación, ya que en la construcción del hotel tenían puestas sus esperanzas para poder modernizar y mejorar las instalaciones de este puerto deportivo gaditano, que tanto necesita una intervención.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios