solidaridad

Dos años de buenos días

  • El servicio de desayunos del colectivo Calor en la Noche celebró ayer su segundo aniversario

  • Cuenta ya con 952 usuarios inscritos

Dos usuarios de los desayunos de Calor en la Noche soplan las velas por el segundo aniversario del servicio. Dos usuarios de los desayunos de Calor en la Noche soplan las velas por el segundo aniversario del servicio.

Dos usuarios de los desayunos de Calor en la Noche soplan las velas por el segundo aniversario del servicio.

La asociación Calor en la Noche ha celebró ayer el segundo aniversario de su servicio de desayunos diarios. Desde la apertura de su local, cedido por el Ayuntamiento de Cádiz y situado en la avenida Campo del Sur, 22, han sido ya 952 las personas que han acudido a desayunar y a recibir el resto de servicios complementarios que prestan los voluntarios.

Durante los últimos doce meses se ha atendido a los usuarios de lunes a domingo, en horario de 9.00 a 10.30, incluyendo días festivos, y realizando los turnos de comedor necesarios según la demanda diaria. En total, entre octubre de 2017 y el mismo mes de 2018 se ha atendido a más de 450 usuarios y se han servido más de 26.000 desayunos. Todo ello, gracias a la labor altruista de decenas de voluntarios que acuden cada jornada al comedor.

El perfil de las personas atendidas es mayoritariamente el de personas sin hogar que vive de forma habitual en las calles de Cádiz, aunque también han pasado por el comedor personas que están en la ciudad de forma ocasional, varios de diferentes nacionalidades y, en un número elevado, vecinos y vecinas de Cádiz que por motivo de la crisis no tienen recursos para hacer frente a las necesidades cotidianas.

En el local de Calor en la Noche no sólo se sirven desayunos, sino que se ofrece a los usuarios un trato personal, cercano, se les asesora sobre los recursos sociales disponibles en otros organismos públicos y entidades privadas, se atiende a peticiones particulares referidas a la necesidad de ropa o sacos de dormir, etc. Además, Calor en la Noche ofrece a las personas que atiende un servicio de atención médica y, con una periodicidad que depende de la demanda, servicio de peluquería. Todo ello gracias a profesionales que realizan su labor voluntariamente.

La compra de los alimentos y el material necesario para atender a los usuarios se sufraga con las cuotas de los socios y con donaciones de particulares, principalmente. Además, Calor en la Noche ha recibido una importante ayuda de administraciones públicas, empresas privadas y distintos colectivos de la ciudad.

Aparte del servicio de desayunos, hay que recordar que Calor en la Noche, colectivo vinculado a La Salle, lleva ya 16 años recorriendo por las noches las calles de Cádiz para ofrecer, a quienes se ven abocados a vivir al raso, una taza de café o caldo, prendas de abrigo, sacos de dormir y, sobre todo, compañía.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios