San Fernando Turismo isleño, turista nacional

  • Los establecimientos hoteleros lamentan el mal arranque en julio y que la ocupación haya bajado en la última semana de agosto

Una familia de turistas entra en el hotel Salymar, en pleno centro de San Fernando, ayer durante la tarde. Una familia de turistas entra en el hotel Salymar, en pleno centro de San Fernando, ayer durante la tarde.

Una familia de turistas entra en el hotel Salymar, en pleno centro de San Fernando, ayer durante la tarde. / román ríos

Acaba el verano y como cada año durante estas fechas se hacen valoraciones sobre el impacto que han tenido julio y agosto en el sector hotelero. Un aspecto, el turístico, que es considerado en San Fernando una asignatura pendiente en la que mejorar los números de visitantes. En esta temporada las cifras que el Ayuntamiento de San Fernando emitió, a través de la Oficina Municipal de Turismo, sobre la ocupación hotelera de julio fueron del 72,7%. Mientras, la mayoría de los hoteleros coincide en que este verano ha sido similar a años anteriores. Algunos de ellos, sin embargo, señalan que ha habido bajadas "preocupantes", sobre todo a partir del pasado fin de semana, en el que se ha percibido un parón importante teniendo en cuenta que son fechas cercanas a la primera semana de septiembre y que suelen significar momentos de ocupación hotelera más alta.

Respecto al perfil de los turistas los hoteleros destacan que por lo general suelen ser familias o parejas nacionales, que pernoctan una media de cuatro a cinco días. En cuanto a turistas internacionales se nota una mayor presencia de italianos, seguidos de franceses y alemanes, aunque en un número muy inferior respecto a los españoles.

El turista español pernocta en la ciudad, según los hoteleros, una media de cinco díasLas bajas temperaturas de julio o la mala señalización, razones para los bajos números

Para Bahía Sur, que es con diferencia el hotel más grande de la ciudad con capacidad para 700 personas, los datos de julio se situaron en el 62% de la ocupación, con cifras similares a los tres años anteriores. En agosto las cifras ascienden considerablemente, hasta el 80%. La mayoría de los visitantes proviene de territorio nacional con estancias de una media de cinco días.

Por su parte Salymar, otro de los tres hoteles que hay en la ciudad, presenta cifras similares. En julio su ocupación fue del 68% mientras que en agosto las cifras llegan al 83%. El establecimiento, que cuenta con una capacidad de 110 personas, ha recibido principalmente a turistas nacionales que han disfrutado de estancias de tres a cuatro días.

El Hotel Roma contó con una ocupación del 50% en julio, y asegura que es debido especialmente a las malas temperaturas en esas semanas. Durante agosto las cifras se han situado en el 84%. Desde el hotel, que cuenta con 45 plazas, se reiteran en sus críticas de años anteriores sobre la falta de señalización. Se quejan, entre otras cuestiones, de que la peatonalización de la calle Real impide que los GPS funcionen correctamente y afirman que han tenido problemas con varios turistas que no conseguían llegar al lugar.

En cuanto a los hostales de la ciudad, que representan una de las opciones más importantes para los turistas que acuden a San Fernando, las cifras ascienden notablemente durante el mes de julio, pero se mantienen en agosto. El Hostal San Marcos, por ejemplo, ha contado este mes de julio con una ocupación del 78%, y ha visto reducidas sus cifras con respecto al mes de agosto del año anterior, pasando de un 95% a un 89%. Su responsable incide en el parón turístico producido durante esta última semana, y asegura que la reducción en agosto es preocupante porque se han dado buenas temperaturas, y sobre todo poco levante. Con respecto a los turistas detalla que este año ha sido plenamente nacional, notándose la reducción en el número de turistas italianos.

El Hostal la Andaluza reconoce que las cifras de este verano han sido similares a las del año pasado. En el mes de julio este negocio contó con un 83 % de ocupación, que asciende en agosto hasta el 95%. A pesar de esto, avisa de las dificultades de hacer lleno con pocas plazas y explica que hay que tratar de fomentar que los turistas pernocten en la ciudad para que los establecimientos de esta categoría puedan mantener los precios de temporada alta. Una opinión que comparten en el Hostal París, que considera que se ha tratado de un verano difícil. A pesar de no contar con un porcentaje afirman que julio fue un mal mes, con muchas habitaciones vacías a partir de la segunda quincena. Durante el mes de agosto las cifras han mejorado, pero recalcan el parón que se ha hecho notar a partir del pasado domingo.

En cambio, en la Hospedería Islasol, que hace un año cambió de dueño, la tendencia es positiva respecto al verano pasado. Cuenta con 16 habitaciones y en julio tuvo una ocupación del 90 %. Del mes de agosto aún no cuentan con las estadísticas, pero la cifra se sitúa en torno a un 95%, habiendo tenido dos habitaciones vacías una sola noche. A diferencia del resto de negocios, en esta hospedería también se han quedado turista chinos, con mayor presencia de franceses y rumanos. En su caso, el periodo de estancia para los españoles suele ser de una semana y para extranjeros de dos o tres días.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios