Contenido patrocinado

Ovejas y cabras, 'el oro de la sierra'

  • Comienzan las parideras de ovino y caprino de la Sierra de Cádiz mientras los ganaderos se afanan en conseguir revitalizar los precios de la carne y sacar más partido a sus explotaciones con la futura apertura de una sala de despiece en Benacoaz

Jose Miguel Pino, Cristóbal Yuste, Rodrigo Mangana, Pedro Gallardo y Luis Ramírez entre ovejas merinas. Jose Miguel Pino, Cristóbal Yuste, Rodrigo Mangana, Pedro Gallardo y Luis Ramírez entre ovejas merinas.

Jose Miguel Pino, Cristóbal Yuste, Rodrigo Mangana, Pedro Gallardo y Luis Ramírez entre ovejas merinas.

En la Sierra de Cádiz ya se oyen los primeros balidos de las recién nacidas, cabras y ovejas, están en época de parideras y el trabajo de los ganaderos se acelera "vamos de cabeza", comenta el ganadero Rodrigo Mangana, miembro del comité de Asaja-Cádiz y presidente de la Asociación de Ganaderos de Benaocaz quién a pesar de estar atareado tiene tiempo para hacer una fotografía diagnóstico de cómo está el sector en la provincia.

Empieza con fuerza: "Todo en la Sierra es oro". Así de tajante y con gracejo pícaro resume Rodrigo Mangana los productos que vienen de su comarca entre los que, por supuesto, está la ganadería. Por sus palabras se puede intuir, él no es de demostrar grandes positivismos, pero la tendencia está clara y los precios de la leche están repuntando y la carne, aún baja en precio, va en camino o "vamos a hacer todo lo posible para que se revalorice", cuenta Mangana.

"Valor que reconocemos en Asaja pues sabemos que están haciendo un trabajo inmejorable lleno de vocación y profesionalidad, los premios lo demuestran. Desde Asaja no dejamos de poner de relieve su aportación a la Sierra y a la provincia", apuntan el presidente, Pedro Gallardo, y el secretario general de Asaja-Cádiz, Luis Ramírez, que siempre que tienen oportunidad se escapan a la Sierra para acompañar a los ganaderos a sus explotaciones, escuchar sus demandas, apoyar la Feria Ganadera de Benaocaz…

Un buen producto, mejora todo el sector

El caso del ovino caprino en la provincia es el de la mejoría a raíz de un buen producto que está incidiendo en todo el sector, los quesos. Reconocidos con premios en España y en el extranjero han puesto a la Sierra de Cádiz bajo la lupa y han ocasionado la subida del precio de la leche y, además, ha suscitado el interés de los restauradores, sobre todo de la Sierra, que se han preocupado en degustar las carnes, investigar y comprobar que la textura, y sabor es mucho mejor que los que compraban fuera. Este apoyo de los restauradores de la zona ha supuesto el incremento, en el caso de Mangana, de un cabrito al mes, a tres o cuatro por semana.

Vista la subida de la demanda de carne, en previsión de que siga en aumento y con el objetivo de ampliar mercado, la Asociación de Ganaderos ha puesto en marcha un proyecto de acondicionamiento de una sala de despiece en Benaocaz, cuyo proyecto se ha presentado a principios de semana en Diputación para contar con su respaldo. La idea es tener un centro de despiece, empaquetado al vacío y refrigeración o congelación en cámaras. "Así el valor añadido se queda en la Sierra y somos más productivos" y tanto, porque el ganadero comenta que, en su caso, al contar con un espacio de almacenaje pasará de 70 animales al año a casi 200. Una subida espectacular.

La calidad: el manejo y los pastos

La expectación y buena aceptación de la carne y la leche de la Sierra no es casualidad. Está cimentada en dos conceptos: El buen manejo de los ganaderos y en la calidad de los pastos. El primer punto se ha conseguido a base de trabajo, de profesionalización y de modernización "hemos pasado de ser ermitaños en la sierra a ser ganaderos", dice con gracia Mangana, refiriéndose a que han mecanizado el proceso de ordeño, han apostado por la selección y conservación de la raza, se han mejorado los piensos, los transportes… Respecto al segundo punto el ganadero asegura que "en la Sierra están los mejores pastos de la provincia y eso se nota en la carne y en la leche".

Pues tenía razón Mangana, en la Sierra todo es oro y el que más brilla son sus hombres y mujeres que creen en la Sierra y trabajan a diario para ponerla en el mundo.