Cádiz

El Foro aplaude la propuesta de celebrar una nueva conferencia de la mujer en un país musulmán

  • La catedrática Amelia Valcárcel ha abogado por conseguir la paridad de género con legitimidad porque si no la igualdad se consideraría como que algo que "se ha dado a las mujeres tontamente"

El Foro Europeo de Mujeres Beijing +15, que tiene lugar en Cádiz, ha aplaudido la propuesta de la catedrática Amelia Valcárcel, una de las máximas exponentes del feminismo, de celebrar una V Conferencia sobre Mujeres de la ONU en un país musulmán.

Durante su intervención en el debate "Mujeres y toma de decisiones", último panel de alto nivel del Foro Beijing +15, ya que concluye hoy, Valcárcel ha asegurado que no se puede "desperdiciar" la ocasión de celebrar una nueva Conferencia mundial de mujeres porque éstas siempre "han ayudado a avanzar".

La última Conferencia Mundial data de 1995 en Pekín, que "marcó un hito histórico" para la mujer.

La sugerencia de que, además, se celebre en un país musulmán ha sido muy aplaudida por las asistentes al Foro y por sus compañeras de debate que han sido la presidenta de la Comisión de Igualdad del Congreso, Carmen Calvo, la secretaria ejecutiva de Política Social del PP, Ana Pastor, la directora de la Comisión Nacional de las Mujeres de Reino Unido, Barbara Collins, y la secretaria de Igualdad del Ministerio de Trabajo danés, Agnette Anderson.

Valcárcel ha abogado por conseguir la paridad de género con legitimidad porque si no la igualdad se consideraría como que algo que "se ha dado a las mujeres tontamente" y ha recordado varios ejemplos de la "delirante" desigualdad de España durante el franquismo.

Por su parte, Carmen Calvo, ha subrayado que el hecho de que las mujeres suponen la mayoría absoluta de la democracia debería darles a éstas "fortaleza" a pesar de que ha reconocido que el poder femenino "sigue siendo vicario".

Ha insistido en que invertir en igualdad "es un valor seguro" y ha lamentado las resistencias "absolutamente patentes" a la hora de que la mujer se incorpore en los puestos de responsabilidad y de poder.

Ana Pastor ha centrado su discurso en la salud de la mujer y en la necesidad de crear unidades sanitarias especializadas porque, a su juicio, a pesar de que la esperanza de vida es mayor con respecto a los hombres, ellas envejecen en peores condiciones de salud.

Ha abogado por que se elaboren planes eficaces de incentivación de empleo en mujeres, así como por un plan de igualdad en materia de salud.

Agnette Anderson también ha recalcado la importancia de la presencia de la mujer en los puestos de toma de decisiones y ha opinado que no cree que se consiga una igualdad real sin la "participación activa" de los hombres.

"Hay que deshacerse del canon masculino y hay que establecer objetivos y estrategias claras que impliquen a políticos y sociedad", ha aseverado Anderson.

Barbara Collins se ha mostrado optimista con el avance de la UE en el camino de la igualdad, ya que hay 130 mujeres que son ministras o secretarias de Estado, aunque ha considerado que "no es suficiente".

"Somos la mitad del talento del mundo", ha agregado.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios