El cierren en la enseñanza

La Flampa-Gades, preocupada por la situación de los menores en exclusión social con el cierre de los comedores escolares

  • La Federación de Asociaciones de Madres y Padres recuerda que hay hogares en los que no hay ni ordenadores para que los niños sigan con su formación estas dos semanas

Imagen de archivo de un comedor escolar. Imagen de archivo de un comedor escolar.

Imagen de archivo de un comedor escolar. / D.C.

La Federación de Asociaciones de Madres y Padres de Alumnos Flampa-Gades ha mostrado su preocupación por “la situación en la que quedan los menores de las familias más vulnerables y en riesgo de exclusión” al decretarse el cierre de los centros educativos, y por extensión los comedores escolares, durante dos semanas por la pandemia provocada por el coronavirus. Según indicaba la presidenta de este colectivo, Marian Gil, estos niños, acogidos al Plan Syga (Programa de Refuerzo de la Alimentación Infantil) de la Junta de Andalucía, dependen del comedor escolar para garantizarse una nutrición digna y saludable. “A ver qué van a hacer en estas dos semanas”, se preguntaba.

Asimismo recordaba Gil que “existen muchas familias sin recursos que no disponen siquiera de dispositivos electrónicos y ordenadores para que sus hijos sigan la formación desde sus casas como indica la Junta en sus instrucciones para estas dos semanas”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios