El estado del patrimonio en Cádiz

El Gobierno garantiza el dinero para salvar las murallas de Cádiz

  • Costas: "Riesgo conocido de hundimiento no hay, pero se han colapsado zonas que no se preveían"

  • El coste inicial de 6 millones para todo el conjunto puede llegar a duplicarse

Estado en el que quedó el camino hasta San Sebastián, ya arreglado por Costas Estado en el que quedó el camino hasta San Sebastián, ya arreglado por Costas

Estado en el que quedó el camino hasta San Sebastián, ya arreglado por Costas / Julio González

Cuando Patricio Poullet, jefe de la Demarcación de Costas en Cádiz, va a Madrid, cargado de planos, estudios y proyectos, para pedir dinero para las murallas de Cádiz, le miran, la mayor parte de las ocasiones, como si fuera un bicho raro. Acostumbrados a invertir en playas y, a veces, en paseos marítimos, desde la Dirección General de Costas cuesta ver la trascendencia histórica y social que para Cádiz tienen las murallas que rodean y defienden su casco antiguo.

Lo cierto es que cuando ven estos planes, estudios y proyectos, acaban asumiendo que algo hay que hacer.Así nació en 2015 un plan que tenía como objetivo salvar las murallas marítimas de la ciudad. El plan lo dejaba claro: "La muralla en términos generales está en la fase final de su vida útil. Está en una madurez avanzada, con un problema evidente de envejecimiento".

El documento preveía una inversión de 6 millones a ejecutar en cinco años. Se consideraba entonces que era suficiente, aunque ya se tenía claro que, como en otras cosas de la ciudad, las murallas de Cádiz eran muy peculiares. El uso masivo de la piedra ostionera, muy gaditana ella pero de gran debilidad, y el uso de material de desecho para rellenar el interior de los muros, debilitaba todo el conjunto. Nada que ver con las rocas de más consistencia, como el granito o el basalto, utilizado en otras murallas en el norte del país, capaces de aguantar los grandes temporales del Cantábrico. Encima, las obras de mantenimiento que se hicieron a lo largo del pasado siglo se realizaron con materiales poco adecuados, como ladrillos, que ahora se están retirando por piezas originales.

hubo un debate sobre recuperar o no el enfoscado con mortero, habitual en su momento. Este protege, pero cambia la imagen que tenemos de la muralla. Finalmente se decidió mantener la piedra vista, aunque esté más expuesta al daño de los temporales. Eso sí, los pretiles sí se han terminado con mortero.El plan se puso en marcha (en la zona entre Santa Catalina y el Parador y a pie del parque Genovés), y entonces ya se vio que el trabajo no iba a ser fácil y que sería necesario más dinero y más tiempo para culminar todo lo previsto.

A todo ello se le unieron los daños de los temporales hace un año, que modificó el plan de actuación y, sobre todo, la imposibilidad de sacar adelante, por parte del gobierno central, los presupuestos del Estado en los que ya había una partida para culminar la primera fase del plan.

Costas trabaja ahora en otra urgencia imprevista en parte del lienzo de la muralla del castillo de Santa Catalina En este tiempo han aparecido aquí nuevas grietas a la vez que el Ayuntamiento ha cerrado al paseo peatonal un tramo del Campo del Sur, por miedo a hundimientos en la muralla.

Diario de Cádiz ha reunido a Poullet y al subdelegado del Gobierno, José Pacheco, para analizar el estado real de la muralla y la intención de actuar sobre ellas por parte del gobierno central.

Respecto al estado de la muralla Costas afirma cuando se le pregunta si hay riesgo de hundimiento en algún tramo: "Riesgo conocido no hay. Pero al ser un elemento rígido no hay aviso previo de un colapso, como ha pasado en Santa Catalina. Desde que se iniciaron las obras (en 2015) se han caído tramos que en el diagnóstico (realizado para la elaboración del Plan) no aparecían. En todo caso, los estudios geotécnicos no dan riesgo de colapso".

Se especifica que se ha estudiado el estado exterior pero no el interior, y que en éste se ha utilizado material de relleno de mala calidad que ha facilitado la entrada del agua, ahuecando todo y provocando la apertura de grietas por los efectos de un temporal fuerte.

Lo cierto es que Costas llega a realizar labores de microcirugía, trabajos de restauración propios de una Catedral o de un cuadro de los grandes maestros. El ejemplo contrario es la actuación que se hizo hace ya años a pie de la Cárcel Real. Ahora se recupera la piedra ostionera, aprovechando la que se salva de la zona en obras o comprándola, se talla, se encargan anclajes especiales y todo ello se refuerza, internamente, inyectando hormigón.

Así ha pasado con el baluarte del Bonete. Lo que existía era una mala reconstrucción del original, hundido hace décadas. Ahora se ha reparado con materiales similares a los que se construyó. Y todo ello cuesta dinero.

Hay que tener en cuenta que para la primera fase del Plan de 2015 se preveía un gasto que no llegaba a los 2 millones de euros. Sin terminar aún esta fase, la inversión ya ha superado los 3 millones de euros. ¿Y cuál es la visión política? El subdelegado del gobierno, José Pacheco, afirma que hay un compromiso claro de la administración socialista de actuar sobre las murallas de Cádiz para culminar su recuperación. "Con mayor o menor velocidad, seguiremos trabajando en estos proyectos", duplicando el coste inicial.

Recuerda que en los presupuestos presentados por Pedro Sánchez, y rechazados por la oposición, se incluían partidas para terminar la primera fase, con 900.000 euros, y para actuar en la trasera del colegio del Campo del Sur, con algo más de 700.000 euros.

En este último caso, se adelantaba el plan previsto por Costas ante la alarma ciudadana, y municipal, que ha llevado a acotar el paseo en este tramo. Sin embargo, Poullet deja claro que a pesar de la gran grieta que se puede ver no hay riesgo de desplome. Aquí el relleno se ha asentado provocando un abombamiento del lienzo rompiendo en una gran grieta.

Según el plan de 2015, la zona que se encuentra en peor estado de mantenimiento es la comprendida entre los baluartes de Capuchinos y de los Mártires, que junto a Santa Catalina y la punta del Bonete tienen prioridad alta de actuación.

Llama la atención que dentro de este análisis también se incluye como prioritario a la hora de actuar el tramo que va desde el baluarte de San Roque hasta el final de la playa de Santa María, sobre todo porque en esta zona del litoral Costas ya ejecutó hace un cuarto de siglo importantes obras de consolidación de todo el frente. En San Roque ya se ha trabajado, aunque hasta el límite de la vía, ya que a partir de ahí le corresponde al Ayuntamiento, aunque esta administración no ha ejecutado trabajo alguno.

Como prioridad media se encuentra el tramo entre el baluarte de Capuchinos y la catedral vieja. Aquí Poullet destaca el papel fundamental que tienen los bloques de hormigón, instalados hace ya más de medio siglo. Considera que es una de las mejores protecciones que tiene el lienzo marítimo de las murallas, reduciendo los daños de los temporales. Para él es impensable plantearse su eliminación.

Como prioridad media se encuentra también el espacio entre los Mártires y el balneario de La Caleta. Y ya con prioridad de actuación baja quedaría el resto del Campo del Sur (aunque aquí se incluye la zona del colegio público, cuyas obras se van a adelantar hasta el punto que el proyecto está redactado) y el resto de la muralla por la zona de la Alameda.

Una vez ejecutados todos estos trabajos, para el delegado de Costas en Cádiz sería fundamental "contar con un plan de mantenimiento" de todas las fortificaciones, planteando incluso la creación de un consorcio del que formasen parte, además de las administraciones públicas, expertos en patrimonio.

Los daños en las murallas ha provocado duras críticas del Ayuntamiento y exigencias de actuación inmediata en las mismas. José Pacheco resalta, sin embargo, que en los diez meses que él lleva como subdelegado del Gobierno en Cádiz "en ningún momento el alcalde de la ciudad ha pisado esta casa, ni me ha llamado para hablar sobre la muralla. Sólo conocemos sus preocupaciones y sus reclamaciones a través de los que se publica en la prensa".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios