José Amaya Vidal | Nuevo presidente de CCCA

Cádiz Centro Comercial Abierto: “Amazon es un monstruo; debemos defendernos digitalizando el comercio local"”

  • El sucesor de Manuel Queiruga apuesta por seguir su senda, por atraer a cruceristas y congresistas y por hacer crecer la asociación para fortalecer su independencia

  • "Nos setnimos respaldados por las administraciones y estoy seguro de que Diputación incluirá a los comerciantes en su próximo programa de vales"

  • "Creo que todo lo que hemos preparado para Navidad con el Ayuntamiento va a atraer a mucho público”, dice el también gerente de Multiópticas Iglesias

José Amaya Vidal, presidente de Cádiz Centro Comercial Abierto.

José Amaya Vidal, presidente de Cádiz Centro Comercial Abierto. / Jesús Marín

–Le da usted el relevo a Manuel Queiruga en plena campaña del Black Friday y en medio de los preparativos de la de Navidad ¿Cómo va todo?

– El Black Friday acaba de arrancar y habrá que esperar a que termine para valorarlo a través de nuestros socios [esta entrevista se hizo el viernes]. Pero en general, por lo que nos comentan, la campaña va bien. Estamos contentos. A nivel particular, también.

–¿Se sienten en igualdad de condiciones respecto a las grandes superficies?

–Siempre hay pequeñas diferencias. Sobre todo a efectos de aparcamiento, que sería mejor que fueran gratuitos. Eso es un hándicap desde siempre que tenemos que superar. Pero Cádiz tiene una particularidad respecto a otros grandes centros comerciales y es el valor añadido de que estamos al aire libre y que tenemos una buena meteorología. Además, se están haciendo bonitas campañas y la gente se involucra en ellas. Y todo eso te da la seguridad de que las cosas van a salir bastante bien. Y así es como están saliendo.

–Ahora el principal competidor es Amazon. José Álvarez Portillo dice que “se ha convertido en un monstruo tal que los Gobiernos de todo el mundo ya deberían haber hecho algo al respecto”.

–Amazon es un monstruo. No hay duda de ello. Pero hoy en día hay que estar en el momento. No puedes ir en contra de lo que está pasando y del futuro. Habrá que adaptarse y hacer todo lo posible por sacar adelante un proyecto que lo cubra todo: el comercio local, con atención presencial y personalizada, pero también con un canal digital ¿Por qué vamos a rechazar esa digitalización? Pienso que es bueno. Los clientes te lo piden. Es algo que tenemos pendiente y hay que lucharlo porque es el futuro. Con los grandes, ponerse de tú a tú, es difícil, pero tenemos posibilidades de acceso a los mismos medios, a tener una buena página web, a prestar una atención a distancia en condiciones, a poner en marcha un servicio gratuito de envíos...

–Vender gafas de sol y monturas por internet debe ser fácil, pero ¿se pueden vender graduadas online?

–Sí, claro. Y se están vendiendo. Nosotros, a nivel particular, desde Multiópticas Iglesias, estamos empezando a hacerlo. Cada vez hay más apps y webs que te lo permiten. Lógicamente, luego tienes que venir al profesional, al óptico-optometrista. Pero tienes la posibilidad de elegir cuando quieras. Lo que sí es cierto es que el comercio de proximidad da un servicio directo y personalizado que no se va a poder comparar nunca con el que se da online. De hecho, hay casos en el mercado mundial que han empezado en el comercio electrónico y han tenido que abrir una tienda física para dar servicio a sus clientes y visibilidad a las cosas que hacen por internet. Pero al comercio tradicional no le queda más remedio que digitalizarse.

–¿Y sienten que hay suficientes ayudas públicas para esto?

–Ahora parece que sí que las vas a haber. Y estas son las cosas que debemos saber aprovechar. No hay que perder oportunidades. Ni Cádiz Centro Comercial Abierto ni ninguno de sus socios.

–¿Cómo van los preparativos para la Navidad? El Ayuntamiento ha preparado un amplísimo programa encabezado por una campaña de consumo responsable...

–El consumo tiene que ser responsable, claro que sí. El Ayuntamiento ha planteado una campaña muy interesante desde las concejalías de Comercio, de Cultura y de Juventud. Y nosotros, desde nuestra asociación, también, en colaboración con la joven Asociación de Comerciantes de Extramuros. Creo que va a ser una buena campaña porque no va a haber restricciones de horas y porque la gente tiene muchas ganas de una Navidad que hace dos años que no vivimos. Hoy [por el viernes] se encienden las luces. Y todo lo que venga detrás va a ser muy importante para las ventas. ¿Consumo responsable? Sí, pero mejor en un Centro Comercial Abierto atractivo, agradable de disfrutar y dinámico como el nuestro. Va a haber cosas muy interesantes, como pasacalles, música, zambombas, la visita de Papá Noel, la plaza de San Antonio como epicentro de la Navidad, los comercios engalanados y una muestra de Playmobil que va a gustar tanto a los pequeños como a los mayores. Va a ser algo muy bonito que creo que va a atraer a mucha gente, de Cádiz y de fuera, y que puede animar a otros comerciantes a sumarse. Cádiz Centro Comercial Abierto quiere crecer en masa social. Queremos conservar nuestra independencia y para eso hace falta que seamos más. Para cumplir con la regla de los tres tercios, que supone que un tercio de las actividades e iniciativas las impulsemos nosotros; otro tercio, gracias a patrocinadores privados, y el último, a través de subvenciones públicas.

–¿Se sienten respaldados por las administraciones?

–Rotundamente, sí: nos ayudan y nos apoyan. Todo el mundo quiere más, claro, pero entendemos que hay unos límites. Creo que no hay que mirar al pasado. Miremos hacia delante. Ahora mismo las relaciones con el Ayuntamiento son buenas. Ycon la Junta de Andalucía, después del impás de la constitución del nuevo Gobierno, también. Y lo agradecemos.

-¿Se han visto discriminados por que los vales de Diputación sólo fueran para la hostelería?

–Desde mi punto de vista, no. Cuando las ayudas van a un sector exclusivamente te puede dar esa impresión. Pero entre nuestros socios también hay muchos establecimientos de hostelería. Estoy convencido de que Diputación va a impulsar otras campañas y nos va a incluir a los comerciantes. Si no es ahora, será el año que viene.

–¿Cómo valora la gestión de Manuel Queiruga? ¿Qué consejos le ha dado?

–Manuel Queiruga ha hecho una labor magnífica. No se le pueden poner peros. Cogió la asociación con muchos defectos, con muchas cosas que había que cambiar. Poco a poco, y gracias sobre todo al buen fichaje de nuestra gerente Beatriz Gandullo y a su equipo, todo se ha ido solucionando y va muy bien ¿Consejos? Yo llevo ocho años, desde el principio, con Manuel, como secretario de la asociación, y él quiso que hubiese continuidad, una extensión de su trabajo. Y yo me lo pensé, pero lo asumí. Es una responsabilidad muy grande porque hay mucha gente que está pendiente de tí. Somos 171 socios y entre ellos están Asodemer [los minoristas del Mercado] y Radio Taxi. Somos quinientas y pico personas, autónomos, pequeños negocios.

–¿Cuáles son sus prioridades?

–Fundamentalmente, consolidar el Centro Comercial Abierto, atraer público e investigar y aprovechar otros nichos de mercado como pueden ser los cruceristas, los congresos y el turismo en general. Luego, crecer en masa social, por conservar la independencia, según esa regla de los tres tercios, que es difícil con la pequeña cuota que aportamos.

–No dejan de cerrar negocios tradicionales y se van las grandes firmas, aunque están llegando otras ¿Hacia donde va el comercio en el centro?

–La salida de las grandes firmas está comprobado que se trata de una estrategia comercial global, porque no sólo ha sucedido en Cádiz. Ha pasado en toda España y en grandes capitales. Al principio fue una preocupación, porque las grandes firmas actúan como locomotoras. Y nos sigue preocupando mucho. Pero siendo fuertes, desde la humildad, hemos conseguido salir adelante. Y en la calle Columela se han abierto tres negocios en muy pocos meses. Eso te da alegría y ciertos visos de que hay recuperación. Por eso seguimos invitando a que la gente venga a Cádiz a abrir tiendas, porque hay hueco. Cádiz siempre ha tenido vida. Eso no podemos perderlo. Hay que dar facilidades para que la gente venga.

–El comerciante también necesita de la ayuda de quien le alquila el local...

–En el mercado hay que estar al día. Pendiente de lo que te demanda la gente. Cuando estás en un sitio y estás pagando un alquiler, hay que adecuarse. Durante la pandemia se han llegado a acuerdos muy importantes para seguir subsistiendo. Y me consta incluso por experiencia propia. Creo que los propietarios de los locales deben hacerlo, porque les da vida a ellos, al comerciante y a la ciudad. Yo prefiero tener un local ocupado que vacío. ¿A cualquier precio? Claro que no, pero mejor ocupado que vacío. Tiene que haber un buen feeling, porque si no, no hacemos nada.

–¿Cómo ha afectado la pandemia al comercio local?

–La pandemia ha afectado a mucha gente. Muchos han cerrado porque no han podido subsistir. Y muchos han subsistido a través de las ayudas del Gobierno. Pero esos préstamos ICO hay que devolverlos. Pienso que con esos préstamos y con los ertes se ha ayudado. Hay motivos para pensar que todo irá a mejor. Pero también para peor: están subiendo los precios y el coste de la logística y de los envíos. No creo que en esta campaña suframos desabastecimiento. Espero que el futuro sea bueno, pero hay que estar en el día a día.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios