Instalaciones deportivas

Aprobadas obras por 800.000 euros en el Complejo Ciudad de Cádiz

  • El Ayuntamiento pide “comprensión” por las molestias que generará ya que obligará al cierre de las piscinas durante un tiempo

Una de las competiciones realizadas en la piscina del Ciudad de Cádiz. Una de las competiciones realizadas en la piscina del Ciudad de Cádiz.

Una de las competiciones realizadas en la piscina del Ciudad de Cádiz. / Joaquín Pino

Comentarios 3

La Junta de Gobierno Local ha aprobado tres proyectos para e Complejo Deportivo Ciudad de Cádiz por un montante total de 948.129 euros, en lo que significa la mayor intervención que se le va a realizar desde que se inaugurara hace 25 años.

El primer teniente de alcalde del Ayuntamiento de Cádiz, Martín Vila, ha detallado este viernes los tres proyectos. Uno de ellos es la obra de optimización lumínica con aprovechamiento de la luz natural en la piscina, que sale con un presupuesto máximo de licitación de 248.375 euros con el IVA ya incluido.

Otro de ellos es el de la instalación de energía térmica, que sale a concurso con un presupuesto de licitación de 265.146 euros.

Por último, el tercer proyecto es el de instalar los lucernarios y un muro cortina en el complejo deportivo, cuyo pliego va a tener un tipo máximo de licitación de 434.608 euros.

Vila ha apuntado que estas son las tres primeras obras del nuevo paquete de actuaciones que se va a poner en marcha en estas instalaciones deportivas, en el que ha recordado que no se ha realizado ninguna actuación de calado desde que se inaugurara en el último mandato del socialista Carlos Díaz: “Se trata de unas obras necesarias para que las obras estén en las mejores condiciones”, por lo que pidió comprensión a los usuarios ante las molestias que estos trabajos puedan generar durante su desarrollo.

Martín Vila no ha puesto fecha ni para el inicio de los trabajos ni tampoco el tiempo que se verán afectados los usuarios. Lo que sí explicó es que el Instituto Municipal de Deportes (IMD) está buscando las soluciones para que hayan las mínimas molestias.

El proyecto diseñado por los técnicos se centra en aprovechar la luz natural durante el día, a través de la instalación de lucernarios, que permitan apagar los focos cuando no es necesario. Asimismo se quiere aprovechar la energía solar que cae sobre la azotea, convirtiéndola en calor, para calentar el agua, así como el uso de lámparas más eficientes.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios