Cultura

La Audiencia Provincial revoca la sentencia sobre la Torre de Poniente

  • El fallo, recurrible ante el Supremo y contrario a la decisión del Juzgado de Primera Instancia, ordena a la empresa concesionaria desalojar la torre antes del día 25 y a pagar casi 123.000 euros al Cabildo Catedral

La Audiencia Provincial de Cádiz ha dado un vuelco al litigio abierto entre el Cabildo Catedral y la empresa Monumentos a la Vista por la explotación cultural y turística de la Torre de Poniente. Si el Juzgado de Primera Instancia, hace casi un año, falló a favor de la empresa a la que se cedió la instalación catedralicia, la Audiencia revoca ahora aquella sentencia y ordena que Monumentos a la Vista desaloje la Torre de Poniente antes del día 25 de este mes. Además, condena a la empresa a pagar al Cabildo Catedral casi 123.000 euros por la explotación del monumento. Esta nueva sentencia puede ser recurrida ante el Tribunal Supremo.

El Cabildo Catedral gana así la demanda que realizó contra Monumentos a la Vista en el año 2009, cuando la empresa que dirige Germán Garbarino no atendió la solicitud del estamento eclesiástico, a través de sus abogados, de que abandonara la gestión de la Torre de Poniente al entender que había finalizado la cesión acordada en el año 2003. Garbarino, sin embargo, mantenía que una vez prorrogado aquel primer contrato, en 2006, la cesión del monumento pasaba a ser indefinida.

La empresa logró pasar con éxito la primera instancia judicial, que falló que el contrato de arrendamiento debía ser por 30 años, pero se ha topado ahora con una sentencia, la de la Audiencia Provincial, que revoca por completo la decisión del juzgado y ratifica la posición del Cabildo Catedral, que mantenía que el acuerdo de cesión finalizó en julio del año 2009, fecha en la que se judicializó el conflicto.

El abogado de la parte eclesiástica, Miguel Segado, se congratulaba ayer por la sentencia de la Audiencia Provincial, y revelaba que al gerente de Monumentos a la Vista, Germán Garbarino, se le ofreció antes de que se celebra la vista en la Audiencia Provincial la posibilidad de que siguiera explotando la Torre de Poniente, uno de los mayores atractivos turísticos de la Catedral, hasta el año 2015, mediante un acuerdo que contemplaba un canon mensual de 3.000 euros, pero que Garbarino lo rechazó. "El Cabildo Catedral -explica Segado- estaba dispuesto a que Monumentos a la Vista, que no ha pagado un euro desde 2009, siguiera explotando la Torre de Poniente hasta finales de 2015, unos tres años más, pero en condiciones distintas a las acordadas en 2003.". Entonces, las partes suscribieron un convenio por el que el 55% de los beneficios de la Torre de Poniente se destinarían al Cabildo y el restante 45%, a Monumentos a la Vista". La sentencia de la Audiencia recuerda, además, que aquel primer contrato se produjo gracias a las "buenas relaciones existentes" entre el entonces deán de la Catedral, Enrique Arroyo, y el padre del gerente de Monumentos a la Vista.

Este periódico trató ayer de contactar repetidas veces, sin éxito, con Germán Garbarino para conocer su parecer sobre la sentencia de la Audiencia Provincial y saber si tenía ya decidido, a través de sus abogados, presentar un recurso de casación ante el Tribunal Supremo.

En todo caso, Miguel Segado explicó que si la empresa gaditana decide recurrir el fallo, sus representados pedirán la ejecución provincial de la sentencia, lo que no implicaría necesariamente que Monumentos a la Vista tuviera que abandonar la torre, aunque sí comenzar a abonar los 92,21 euros diarios al que le obliga el nuevo fallo judicial.

La sentencia, que entiende que el contrato entre el Cabildo y la empresa no era de arrendamiento, sino de sociedad o aparcería industrial, condena a Monumentos a la Vista a desalojar la torre antes del 25 de octubre, justo un mes de después de la fecha del fallo, y a abonar al Cabildo Catedral 13.402,68 euros correspondiente a los beneficios del periodo comprendido entre el 1 de enero de 2009 y el 4 de julio de ese mismo año, así como la cantidad de 92,21 euros por día desde el 5 de julio de 2009 hasta la fecha de entrega efectiva de la Torre de Poniente, más los intereses legales. La cantidad total, según la estimación de Miguel Segado se acercaría a los 123.000 euros.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios