Ruptura del tripartito en Chiclana

"Mi cese como concejal del equipo de gobierno de Chiclana es una injusticia total"

  • El edil de Ganemos Adrián Sánchez, apartado de sus funciones tras saltarse el toque de queda, asegura que va a defender su imagen hasta el último momento

  • Considera que le cesan "por venir de trabajar a las once de la noche después de tener una avería en el coche"

El concejal de Ganemos cesado de sus funciones, Adrián Sánchez, en una imagen de archivo. El concejal de Ganemos cesado de sus funciones, Adrián Sánchez, en una imagen de archivo.

El concejal de Ganemos cesado de sus funciones, Adrián Sánchez, en una imagen de archivo. / Sonia Ramos (Chiclana)

El concejal portavoz del grupo municipal de Ganemos en Chiclana y hasta ayer delegado de Fomento en el equipo de gobierno local, Adrián Sánchez, ha valorado en declaraciones a este medio el cese del que ha sido objeto por parte del alcalde, José María Román, en la jornada de ayer lunes por haberse saltado el toque de queda en la noche del pasado sábado, cuando el coche en el que viajaba fue parado en un control por la Guardia Civil y su conductor dio positivo en las pruebas de alcoholemia, según fuentes municipales. 

En este sentido, Sánchez ha calificado su cese como una "injusticia total", al entender que "en el momento en el que la Guardia Civil nos paró, presenté todos los justificantes que aclaraban de dónde venía y los motivos por los que iba a esa hora hacia mi casa". Entre ellos, el edil de Ganemos afirma que llevaba el decreto que permitía la celebración de una zambomba organizada por Fomento en la zona de El Marquesado y cuyos preparativos se habían alargado durante todo el día, así como el resguardo de la grúa a la que había tenido que solicitar los servicios debido a una avería en su coche cuando iba a dirigirse a su domicilio.

El edil de Ganemos sostiene que todo lo que hizo está justificado con documentos

"No me cesan por haber robado, ni por haber hecho nada ilegal, sino por venir de trabajar, ya que tenía todos los permisos y justificantes de los motivos por los que me encontraba en la calle a esa hora, que no eran más de las once y cuarto de la noche, por lo que voy a defenderme hasta el final para limpiar la imagen que algunos están queriendo ensuciar en juicios públicos totalmente injustos sobre mi persona", manifiesta Sánchez. Asimismo, lamenta que, en ningún momento pensé que esto podía llegar a tanto, porque cuando nos paró la Guardia Civil y le expliqué las circunstancias al agente con la documentación correspondiente, le ofrecí la posibilidad de llevarlo hasta el lugar donde estaba mi coche averiado y me aseguró que no era necesario".

En este sentido, el edil cesado afirma que duda que le vaya a llegar multa alguna, "ya que los agentes que me interrogaron en ningún momento me advirtieron de esa posibilidad", explica, aunque preferiría que le fuera notificada la sanción "para así poder defenderme y aportar toda la documentación y los justificantes que avalan mi versión de lo sucedido", argumenta.

A este respecto, Sánchez reitera que estuvo trabajando toda la jornada en la preparación de la zambomba, y que a la hora de volver a casa su coche no arrancaba, por lo que tuvo que llamar a un conocido para que fuera a recogerlo. Cuando llegó éste, acompañado de otras personas, el edil de Ganemos sostiene que no se percató de ningún síntoma de embriaguez en el conductor del coche, y que lo único que quería era volver a su domicilio lo antes posible ya que se habían retrasado y eran ya más de las diez de la noche.

Sánchez lamenta que una serie de "casualidades injustas" hayan motivado su cese

Respecto a la decisión de su cese por parte del alcalde, el edil de Ganemos manifiesta que "entiendo que haya habido miedo a la opinión pública, porque los comercios y bares tienen que cerrar a las seis y los ciudadanos tienen que estar en sus casas a las diez de la noche, pero mi único pecado no ha sido otro que estar trabajando y comprometido con una iniciativa municipal, aunque se ha preferido decir que soy malo antes que defender mi verdad de los hechos".

Por último, Adrián Sánchez lamenta que se ha tratado de una serie de causalidades que han llevado a una situación injusta, y espera que se siga el mismo criterio con el resto de la Corporación respecto a las normas que hay que cumplir sobre el Estado de Alarma y la crisis sanitaria, "ya que ni siquiera me planteo que detrás de todo esto pueda haber una mano negra con otras intenciones". "Lo estoy pasando muy mal y aún no he tenido tiempo de asumir lo que está sucediendo, pero si algo tengo claro es que todo lo que hice está justificado y así voy a defenderlo donde tenga que hacerlo", concluye.    

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios