La Justicia evita en España cada mes unos 43 matrimonios de conveniencia

  • El INE contabiliza 16.013 casos de inmigrantes casados con españoles que no conviven · Los fraudes suelen estar preparados por mafias que llegan a cobrar hasta 14.000 euros a quien necesita papeles

Comentarios 2

El Ministerio de Justicia evitó en el primer trimestre de este año 129 matrimonios -unos 43 al mes- de los denominados blancos o de conveniencia entre ciudadanos españoles y extranjeros en situación administrativa irregular que pretendían así obtener fraudulentamente la residencia o la nacionalidad. Según el Instituto Nacional de Estadística (INE), hay en el país un total de 16.013 inmigrantes casados con un cónyuge español, pero no conviven con él, en la inmensa mayoría de los casos sin que se constate un motivo determinado.

Los matrimonios blancos son el método utilizado por algunos inmigrantes en situación ilegal que se casan con españoles, en operaciones amañadas generalmente por mafias, en las que llegan a pagarse hasta 14.000 euros. Consiguen así la nacionalidad en el plazo de un año y automáticamente la residencia.

En 2007, se celebraron en España 4.219 enlaces mixtos, y se evitaron otros 449 (un 10%) por considerarlos de conveniencia, según datos del Ministerio de Justicia, que sin embargo no tiene estadísticas de este tipo de matrimonios detectados en España, sólo de los que en segunda instancia se han declarado fraudulentos por los organismos competentes.

La Dirección General de Registros y Notarías de ese ministerio ha establecido mecanismos de prevención en los registros civiles que permiten atajar en parte la picaresca y el fraude.

Así, una estrategia de prevención (la más clásica) se desarrolla a través de entrevistas personales y por separado previas a la ceremonia. De este modo, el juez y el fiscal del registro civil pueden concluir (o no) que los contrayentes no tienen voluntad de casarse sino de cometer un fraude, por lo que pueden negar la celebración del enlace mediante un auto.

Contra ese auto cabe recurso ante la Dirección General de Registros y Notarías, que en el primer trimestre de 2008 desestimó 129 y aceptó 41. Pero muchos de los autos no son recurridos.

Desde el año 2000, han llegado a esa dirección 3.279 recursos, de los cuales se han desestimado 1.845, es decir, se han evitado ese número de matrimonios fraudulentos, mientras que se aceptaron 1.434. "Este asunto se controla cada vez mejor, con independencia de que pueda haber más casos porque hay más matrimonios", explica a Efe la directora general de Registros y Notarías del Ministerio de Justicia, Pilar Blanco-Morales.

La primera Encuesta Nacional de Inmigrantes (ENI) refleja entre otros datos que de un total de 2.365.237 inmigrantes casados, un 26,5% (626.684), es decir, uno de cada cuatro, lo hizo con un español. De ellos 16.013 (2,6%) no conviven, según la ENI. Esta última cifra incluye los matrimonios de conveniencia, en los que los contrayentes se casan sin intención efectiva de convivir, pero también los de aquellos que residen separados por cuestiones de trabajo o estudios, que se entiende son una minoría transitoria.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios