Los vigilantes de seguridad de los edificios municipales visibilizan sus quejas

  • Algunos trabajadores se concentran, respaldados por algunos ediles y formaciones políticas, ante las puertas de Alcaldía

Algunos de los vigilantes de seguridad de las instalaciones municipales, ante Alcaldía. Algunos de los vigilantes de seguridad de las instalaciones municipales, ante Alcaldía.

Algunos de los vigilantes de seguridad de las instalaciones municipales, ante Alcaldía. / román ríos

Un grupo de vigilantes de seguridad de las instalaciones municipales hicieron visibles ayer sus quejas por los problemas laborales que están sufriendo. No estaban todos los afectados, puesto que algunos estaban trabajando en ese momento, pero la concentración era un paso más después de que la situación en la que están se debatiera en los plenos municipales y ellos mismos asistieran a algunas sesiones con pancartas para reclamar una solución por parte del equipo de gobierno.

Desde el pasado verano estos trabajadores que realizan las tareas de seguridad -e incluso recepción- de buena parte de las dependencias municipales vienen advirtiendo de retrasos en los pagos de sus nóminas e incluso de recortes de sus salarios. La constancia de estas actitudes de la empresa hizo que el Sindicato Profesional de Vigilantes alertara de los problemas, y exigiera por parte el gobierno municipal su intervención en repetidas ocasiones. Es algo que también se ha reclamado en el pleno, donde Sí se puede ha dejado claro que presentará moción sobre este asunto cada mes hasta que se resuelva definitivamente. Al Ayuntamiento se le pide que saque un nuevo contrato, que actualmente está prorrogado tras quedar desiertos los procesos de licitación desarrollados. Pero ante la prolongación del conflicto también se ha planteado que se rescindiera el contrato. Desde el equipo de gobierno, no obstante, se ha desistido a la espera de que entre en vigor el día 9 una nueva ley sobre contratos del sector público que permita mejorar el pliego de condiciones y blindar las garantías para los profesionales. Aunque se había planteado sacar un contrato puente, desde el sindicato se duda que vaya a producirse ante la cercanía de esa fecha.

Ayer algunos de estos vigilantes de seguridad se movilizaron para insistir en sus demandas, aunque fuera de manera silenciosa y durante unos minutos en la puerta de las oficinas de Alcaldía. Estaban con ellos la concejala no adscrita, Inmaculada López; el portavoz de Sí se Puede, Ernesto Díaz; y Lolo Picardo, de Andalucía x Sí.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios