Última hora Trasmediterránea anuncia la salida del ferry para esta tarde. Cerca de un centenar de personas, atrapadas en el puerto

Terminan las obras en la joya del Doce: el Oratorio

Comentarios 3

Juguemos a una hipótesis que, afortunadamente, no se va a cumplir: que la conmemoración del Bicentenario acabase siendo, da igual la causa, un fracaso. A pesar de ello, quedaría en pie, para disfrute de propios y extraños, para orgullo de la ciudad, e incluso para orgullo de quienes han ejecutado los trabajos, un edificio totalmente restaurado como emblema de 1812: el Oratorio de San Felipe Neri, allí donde hace dos siglos se cerró la redacción de la primera Constitución española.

Entre tantas dudas, recortes y falta de presupuesto, el Oratorio de San Felipe Neri se ha convertido ya en el emblema del trabajo bien hecho: con fondos suficientes, con una dirección técnica brillante, con un equipo de restauradores de primer nivel y con una empresa adjudicataria que ha cumplido en tiempo y forma con el trabajo encomendado, que en estos tiempos no es poco.

Aunque su inauguración oficial no será hasta el 19 de marzo de 2012, con la presencia de la Casa Real y de las más altas autoridades del Estado, los trabajos de restauración y rehabilitación del Oratorio de San Felipe Neri ya se pueden dar por concluidos.

Diario de Cádiz visitó, en exclusiva, el templo el pasado viernes, 30 de diciembre, momento en el que se estaban dando los últimos retoques en la pintura exterior y con las imágenes religiosas, cuadros y altares ya listos tras una profunda y delicada restauración. Queda, como último paso, el pulido del suelo, labor que se ejecutará en apenas unos días.

Sí es cierto que aún queda trabajo en el edificio anexo, donde irá el Centro de Interpretación, pero aquí las obras, que comenzaron con más retraso del deseado, avanzan a un ritmo que permitirás su finalización para el 19 de marzo. Los trabajos de albañilería ya están casi totalmente terminados. Tras los altos andamios se vislumbra claramente la fachada lateral del templo, que da a la calle San José, y que se recupera en una visión inédita desde hace más de un siglo. El cubrimiento de las renovadas dependencias de madera hará más rápida la finalización de los trabajos, mientras que a la par la empresa adjudicataria finaliza el montaje en fábrica de los elementos que conformarán el Centro de Interpretación.

Curiosamente, lo que más puede preocupar es el estado en el que se encuentra el firme de la calle Santa Inés. Apenas hay dos meses para su reforma integral, por lo que es de esperar que las obras no tarden en comenzar.

En todo caso, el brillante trabajo realizado en el Oratorio enorgullece a Francisco Menacho, presidente del Consorcio del Bicentenario y consejero de Gobernación de la Junta de Andalucía. Es éste el principal legado que la administración regional dejará en la ciudad de cara al Doce pues ha sido a través de la Oficina de Rehabilitación como se ha financiado un proyecto que ha costado cerca de 10 millones de euros en su global y cuya ejecución ha salvado de la ruina segura al propio templo, cuyo estado de conservación era deplorable.

Francisco Menacho considera este proyecto esencial para el buen desarrollo de los actos oficiales del Bicentenario, uniéndolos a los proyectos que el Consorcio ha ido cerrando en los últimos meses, a lo que ha ayudado las intensas negociaciones que se han ido desarrollando con firmas privadas para conseguir su patrocinio. De esta forma, considera que se ha logrado un programa, que podrá ir ampliándose a medida que se cierren nuevos acuerdos de financiación, más que aceptable, aunque el presidente del Consorcio ha pedido a todas las administraciones públicas que den un penúltimo paso adelante para conseguir una mayor implicación económica en esta conmemoración.

El consejero se muestra dispuesto a seguir colaborando con el Bicentenario allí donde se encuentre, si finalmente se decide por parte del Gobierno Central, ahora en manos del PP, un cambio en el equipo de gestión del Consorcio.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios