La Cumbre Iberoamericana asienta sus primeras raíces

  • La reunión sobre propiedad industrial supone una preparación para la cita que se celebrará en el Palacio de Congresos de la capital el próximo mes de noviembre

La Cumbre Iberoamericana de Jefes de Estado, programada para noviembre de 2012, comenzó a fraguarse, más si cabe, en el día de ayer.

El Palacio de Congresos acogió ayer, y continuará albergando hoy, un encuentro internacional con doble finalidad, la preparación de la mencionada cumbre y sentar las bases de cooperación en materia de propiedad industrial. Unas jornadas sobre el futuro de la propiedad industrial en Iberoamérica que estudiarán las posibilidades de desarrollo y colaboración entre los países que ratifiquen los acuerdos. Un acto que supone la primera piedra de toque antes del gran acto político del Doce. Los seminarios están destinados a estrechar lazos para obtener una mayor competitividad en el mercado de las marcas y las patentes.

Por otro lado, una Comisión Intergubernamental se encargó ayer, y seguirá durante el día de hoy, de cerrar los últimos detalles de importancia concernientes a la celebración de la XXII Cumbre Iberoamericana de Jefes de Estado y de Gobierno. La anterior edición se celebró en Asunción (Paraguay).

Alberto Casado, director general de la Oficina Española de Patentes y Marcas (OEPM) habla de la importancia del evento de noviembre para la capital gaditana, "el hecho de que la cumbre se celebre en esta ciudad supone un cajón de resonancia tanto para la ciudad como para la región de Andalucía".

Las cumbres de Lisboa y Mar del Plata de años anteriores delegaron en la Secretaría General Iberoamericana la creación de un plan sobre propiedad industrial y desarrollo. Los puntos comentados en el programa se ponen en marcha en este año 2012 y tendrá una duración de tres años, con opción a renovar si así lo consideran oportuno los gobiernos. "En la cumbre de Cádiz tenemos que presentar los resultados del primer año de aplicación de ese programa, por eso estamos aquí en este momento", explica Alberto Casado.

Además, continuó añadiendo que "el que se aproveche mejor o peor también depende del trabajo colectivo de todos nosotros". Igualmente dejó claro que el éxito del evento no solo se remite a los días de celebración de la cita, sino también a "los beneficios publicitarios que puedan sacarse a lo largo del futuro".

El papel de los medios de comunicación como elemento potenciador fue otra de las ideas reflejadas por el director general de la OEPM. "El hecho de que se celebre en Cádiz y en la fecha del 200 aniversario de la Constitución es una ventaja competitiva para la ciudad", concluye.

Los acuerdos entre países seguirán una línea de acción destinada a establecer bases de datos comunes, intercambiar impresiones entre las distintas oficinas de propiedad industrial, entre otros objetivos.

La financiación de este proyecto correrá a cargo de los organismos nacionales, relacionados con la materia , de cada país. La secretaría del programa en estos primeros años se situará en Buenos Aires (Argentina). No obstante, se prevé que esto sea asumido de forma rotativa por las naciones firmantes de los pactos.

Enrique Hernández, subsecretario de Industria, Energía y Turismo, figura como una de las representaciones más destacadas del ejecutivo español. "Es importante que las pequeñas y medianas empresas que son el núcleo vertebrador de los países que conforman la comunidad iberoamericana sepan la importancia de poseer una marca y salir al exterior a venderla", argumenta el representante de la cartera ministerial de industria en este evento. La protección de los inventos y las patentes se constituye como uno de los puntos trascendentes de este encuentro.

"Todo esto tiene que ver con la innovación, esos procesos de talento y conocimiento que suponen la propiedad industrial tienen que hacerse con herramientas innovadoras", añade Enrique. Este reconoció la necesidad de mantener la partida presupuestaria destinada para innovación. Aunque recordó la situación de reformas estructurales "necesarias" que está llevando a cabo el Gobierno.

Asimismo, el subsecretario de Industria reconoció la idoneidad de "buscar colaboraciones a nivel del sistema educativo". El político español hizo hincapié en la trascendencia de las universidades. "Desde las oficinas españolas y europeas, estamos buscando colaboración entre las universidades y las respectivas oficinas de propiedad industrial", declara Enrique Hernández. Al mismo tiempo agregó que los centros universitarios deben hacer un mayor número de consultas con las oficinas de marcas y patentes, "así se evitaría una pérdida de recursos". La unión empresarial y académica es vista como una relación clave para lograr mejorar los proyectos de investigación, según afirma el subsecretario.

Las jornadas concluyen hoy con la mente puesta en el acontecimiento central del Bicentenario.

03153017

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios