Las asociaciones feministas no entienden la propuesta del "teléfono para maltratadores"

  • El PP considera que la iniciativa de Aído "raya el ridículo" y la ministra afirma que ha sido malinterpretada y que será para hombres que necesiten "resolver dudas" sobre la "ruptura del sistema patriarcal"

Comentarios 38

La propuesta presentada ayer por la Ministra de Igualdad, Bibiana Aído, sobre la creación de un teléfono para canalizar la agresividad de los maltratadores, no ha caído en gracia entre varias asociaciones feministas que consideran que esta decisión pone de manifiesto un gran desconocimiento sobre la violenciade de género.

Tampoco ha gustado al PP, quien asegura que este proyecto "raya el ridículo", según explicó hoy la portavoz popular de Igualdad, Sandra Moneo. Una opinión muy distinta a la del PSOE, quien asegura que las palabras de la ministra se malinterpretaron y que el teléfono es una medida para descongestionar el número 016 de ayuda a las víctimas de maltrato, que, según parece, utilizan muchos hombres .

Con escepticismo ha acogido la Asociación de Mujeres Juristas Themis la propuesta de Aído y el resultado que pueda obtener la puesta en funcionamiento de este teléfono. En este sentido, la vicepresidenta de esta organización, Amalia Fernández, consideró dudoso que una persona "en plena ebullición" de violencia hacia su pareja opte "de modo voluntario" por levantar el teléfono y hacer la correspondiente llamada para que alguien le diga "cual es el camino" y canalizar esa agresividad.

Para Fernández, Aído no tiene conocimientos de lo que supone el maltrato, ya que éste suele ir 'in crescendo' comenzando por el psicológico al que luego se une el físico y el maltratador considera que "tiene razón" al hacer lo que hace, de ahí que la posibilidad de que se use el servicio resulte "difícil". No obstante indicó que 'a priori' para la asociación toda "medida preventiva en favor de las mujeres o que pueda evitar alguna muerte, se valora positivamente".

En este sentido, la ministra Aído matizó hoy las funciones de esta línea, al considerar que tras la explicación de ayer hubo varios malentendidos. Así, aclaró que este servicio no es para maltratadores, sino para hombres que necesiten "resolver sus dudas" y "se encuentren perdidos ante el inicio de una ruptura del sistema patriarcal". Al respecto aclaró que hay muchos padres con dudas sobre "como asumir la paternidad, la corresponsabilidad en el cuidado de sus hijos e hijas en las tareas domésticas o sobre su salud homosexual". "Son muchas las cuestiones que se plantean y entendemos que si estamos trabajando también con maltratadores, es imprescindible que trabajemos en prevención", señaló la titular de Igualdad.

"Raya con el ridículo"

Tampoco el PP se ha mostrado muy de acuerdo con la medida ya que considera que "raya el ridículo". Además, la portavoz de Igualdad del partido señaló que "se nota que es fruto de la improvisación" por lo que pidió a Aído que deje de tomar medidas de cara a la galería y que aumente los efectivos policiales para proteger a las maltratadas, así como que acabe con el colapso de los juzgados contra la violencia machista.

Por su parte, el PSOE ha reafirmado la precisión ofrecida por la ministra, y destacó que no se trata de un número para maltratadores, sino para aquellos que venían usando la línea 016, de ayuda a las víctimas de violencia de género, ya que estaba colapsada debido a que muchos hombres hacían uso de ella. Ésto, explicó la portavoz socialista en la Comisión de Igualdad, Carmen Montón, estaba generando una "disfunción" del servicio.

Montón señaló que este es uno de los motivos por los que se decidió poner en marcha este proyecto y canalizar esas llamadas de hombres que sufren momentos de tensión derivados de situaciones de ruptura de pareja y discusiones.   

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios