El juicio contra Josef Fritzl se iniciará después de septiembre

  • La prisión preventiva durará un mes más mientras continúa la investigación

El austríaco Josef Fritzl, acusado de encerrar y violar su hija durante 24 años, no será juzgado al menos hasta septiembre, aseguró ayer el portavoz de la Fiscalía, Gerald Sedlacek, tras una audiencia en la que fue prolongada por un mes más su detención preventiva. Sedlacek indicó que harán falta "meses" para que la investigación concluya. La Fiscalía tendrá que decidir entonces qué cargos se presentarán contra Fritzl, de 73 años, algo que por el momento no es previsible, pues depende de los resultados de las pesquisas.

Los posibles cargos son privación de la libertad, incesto y violación con resultado de embarazo, ya que Elisabeth, la hija de Fritzl, tuvo siete hijos con él, de los que uno murió. Debido al deceso de este bebé se podría acusar a Fritzl también de homicidio involuntario, porque podría haberlo salvado.

El sospechoso fue llevado ayer por primera vez ante el juez de instrucción y no hizo declaraciones, sino que sólo habló su abogado. Previamente, en interrogatorios de la Policía, confesó sin embargo ser culpable de encerrar y violar a su hija.

Por otra parte, la semana próxima continuará la labor de los forenses en la vivienda y el jardín.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios