La banda municipal vuelve a sonar

  • Una entidad gaditana se ha propuesto recuperar esta formación para la ciudad · Pese a ser una reclamación antigua, los anteriores intentos de crear una banda de música de este tipo no han prosperado

Comentarios 4

Tener una banda de música municipal es una vieja aspiración de diferentes colectivos de la ciudad, especialmente de los cofrades. Cádiz cuenta con una amplia trayectoria e historia en formaciones musicales de este tipo, y en la vinculación de éstas con el Ayuntamiento; pero lo cierto es que desde hace décadas no existe ninguna banda de música en una ciudad donde sería necesaria en diversas épocas y celebraciones del año. Sí han existido, y existen, bandas de cornetas y tambores o agrupaciones musicales -con muy buen nivel en líneas generales- pero no bandas de música.

Hasta ahora ha habido tímidos intentos para crearlas, o incluso de ponerlas en marcha (como el fallido taller de banda municipal Gades). Incluso el Ayuntamiento ha recibido alguna que otra propuesta para que la banda que se proyectaba formar fuera municipal. Pero de momento todo sigue igual. Ni hay banda de música, sea o no municipal, ni se le espera.

No obstante, una entidad gaditana ha retomado el proyecto de creación de una banda municipal que se quiere poner en marcha lo antes posible, de cara incluso a los actos que se vayan a desarrollar a lo largo del próximo año con motivo del Bicentenario de la Constitución de 1812. Para ello, quieren mantener reuniones en los próximos días con el Ayuntamiento, la Diputación y el Consorcio del Bicentenario para presentar el proyecto y buscar el correspondiente apoyo.

Un portavoz de esta entidad explica que el objetivo sería que el Ayuntamiento contratara un paquete de conciertos y actuaciones que serían cubiertos por esta nueva formación musical. De esta forma, se entiende que para el Ayuntamiento sería muy beneficioso, porque tendría un presupuesto cerrado para todo el año, porque podría suponer un ahorro económico y porque siempre contaría con la misma banda y no tendría que buscar diferentes formaciones según las posibilidades y disponibilidades para cada fecha. Además, con ese importe económico anual, la formación pagaría a los músicos de esta banda.

La incorporación de músicos se ha proyectado inicialmente mediante una especie de bolsa de trabajo -"casi como una oposición", explican desde el colectivo que quiere desarrollar este proyecto- a la que se presentarían los que quisieran formar parte de la banda para después realizar la correspondiente selección de músicos. Además, de cara al futuro no se descarta la puesta en marcha de una academia musical en la que se formarían a niños y jóvenes que paulatinamente se irían incorporando a esta banda de música municipal.

La entidad promotora de esta iniciativa asegura contar con músicos suficientes como para poner en marcha la banda y espera iniciar las reuniones con las administraciones lo antes posible, para que el proyecto pueda echar a andar en los próximos meses. "Ya es hora de que una ciudad como Cádiz cuente con una banda de música municipal, como tienen la mayoría de ciudades de Andalucía", apostillan desde el colectivo.

ANTECEDENTEs

El último antecedente conocido de proyecto de creación de una banda de música municipal en Cádiz se remonta a la década de los 90. En unas elecciones municipales, el Partido Popular planteó en su programa de campaña la posibilidad de reorganizar la banda municipal de música de Cádiz; y tras llegar al gobierno de la ciudad, la tertulia cofrade Al Palo proyectó la creación de esta entidad.

Concretamente, Al Palo planteaba la creación a corto plazo de una banda de música compuesta de profesionales contratados durante todo el año por el Ayuntamiento. A medio plazo la banda la formarían profesionales y amateurs; y la propuesta a largo plazo, ya como academia, sería funcionar con amateurs y con varios profesores que serían contratados para la formación de esos músicos y que también tendrían que formar parte de la banda.

La puesta en marcha de esta banda municipal se tasó entonces en veintiún millones y medio de las pesetas que estaban en circulación por aquellos tiempos, en lo que se incluiría la adquisición del mobiliario, de los instrumentos y el contrato de los músicos profesionales. Y una vez formada, la tertulia especificaba que a partir del segundo año sólo tendría un coste del 60% de ese precio inicial.

Abel Moreno, como no podía ser de otra forma viniendo de la tertulia Al Palo, con quien mantiene una estrecha relación, hubiera sido el encargado de dirigir este proyecto de banda municipal de música que se remonta ya a más de quince años y que finalmente quedó en el olvido.

Anteriormente a éste, en el Ayuntamiento se presentaron o se plantearon otros proyectos encaminados a retomar la banda de música municipal, siempre de la mano de personas vinculadas a la música o a las cofradías, sin que hasta el momento ninguno de estos proyectos haya corrido suerte.

las posibilidades

Las bandas de música dependientes de los ayuntamientos adquieren diversas formas de funcionamiento. La más costosa es la de convocar unas oposiciones para el acceso, convirtiendo a los músicos en funcionarios municipales (como ocurre en Sevilla, por ejemplo). Otra opción es la que plantea esta entidad gaditana que ha reabierto el debate: contratar a la banda por un número de intervenciones en la ciudad a lo largo del año y repartir esa cuantía entre los músicos. Y alguna de las otras formas aplicadas consiste en becar a los músicos que ingresen en la banda.

Cualquiera de ellas serían buenas opciones para recuperar un estilo musical que se perdió en Cádiz en los años 40 del siglo pasado y que desde entonces se ha reclamado constantemente.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios