Derroche de Caridad en San Lorenzo

  • La hermandad de las Penas fue la última en realizar su salida procesional desde la parroquia de la calle Sagasta

La cofradía de las Penas fue la última en salir a la calle de las cuatro que en la jornada del Domingo de Ramos realizaron su estación penitencial en la Catedral.

Media hora antes de la prevista para la salida de la cruz de guía, a las cinco y cuarto de la tarde, con todos los hermanos que iban a procesionar en el interior de San Lorenzo cerraban las puertas del templo para celebrar un acto de oración.

En el altar mayor se situaba el párroco y director espiritual de la hermandad, José de Araujo, que dio la bienvenida a los congregados, leyendo a continuación el hermano mayor, Miguel Ángel Novo, el Evangelio de San Mateo alusivo al prendimiento de Jesús, sobre el que seguidamente realizó una reflexión la vicehermana mayor, Inmaculada Ruiz Gené.

Luego tomó de nuevo la palabra el sacerdote para aludir a que Jesús de las Penas desea visitas más constantes de los hermanos de las cofradías, animando a acercarse a Él a través del Evangelio.

Finalmente dijo que de las seis horas que iban a procesionar por las calles dedicaran al menos seis minutos a pensar en Jesús de la Paz, "para que la estación penitencial sea beneficiosa y volváis felices después de participar en algo sagrado".

Seguidamente se procedió a organizar el cortejo procesional, cuyo cruz de guía con los correspondientes faroles de acompañamiento salía a las a las seis menos cuarto de la tarde a la calle Sagasta, repleta de personas que esperaban el cortejo.

Sebastián Sánchez Gómez, capataz del paso de misterio, dirigió la maniobra de salida, especialmente dificultosa por las dimensiones del paso, estrenado hace tres año y que talla ahora el isleño Juan Carlos García Díaz.

Dos minutos antes de las seis de la tarde sonaba el himno nacional y seguidamente la banda de música municipal de Rota Enrique Galán interpretaba la marcha 'Señor de las Penas', compuesta por su director.

Veinte minutos después, cuando Jesús de las Penas ya avanzaba por la calle Mateo de Alba, una novedad en el itinerario por el cambio de sentido de la carrera oficial en la jornada de ayer, Manuel Ruiz dirigía la salida del paso de palio de la Virgen de la Caridad, cuyo exterior se ha terminado de bordar, y bellamente exornado con rosas blancas y nardos.

A esa hora el cortejo se dirigía a la calle San José para acceder por ella a la carrera oficial.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios