Vecinos de Olmo exigen el arreglo de desperfectos en el barrio

  • El muro de un edificio que se cae o un paso de peatones sin pintar, entre las mejoras necesarias

El muro pegado a la barandilla que los vecinos piden que se arregle. El muro pegado a la barandilla que los vecinos piden que se arregle.

El muro pegado a la barandilla que los vecinos piden que se arregle. / román ríos

Comentarios 1

Un nuevo vertido de aguas fecales en la barriada Olmo, concretamente en el bloque de viviendas del que es propietaria la Junta, ponía en alerta a los vecinos hace unas semanas. Ellos mismos para evitar la tardanza en el arreglo, como se había dado en otras ocasiones, intervinieron para solucionar el problema en los bajantes. "Es un edificio mal hecho", reconoce Antonio Díaz, un vecino de la zona, que explicaba el hecho a la vez que denunciaba otros problemas que afectan al lugar.

Como ejemplo, este ciudadano señala a un paso de peatones para el que hay una señal vertical pero que no cuenta con la pintura sobre la carretera pertinente, a la que los conductores suelen prestar más atención a la hora de frenar para dejar pasar a los viandantes. "Llevan años sin pintarlo", apunta, sobre un asunto que compete en este caso a la Administración Local. "Un día puede haber una desgracia, porque los vehículos nunca paran", advierte, sorprendido además de que no se haya procedido a pintarlo puesto que la policía de barrio que está pendiente del lugar tomó nota de la incidencia para tramitarla.

Igual de preocupado está por el estado del muro de un edificio, en una zona pegada a una barandilla. Efectivamente, en ese lugar se observa cómo se está desprendiendo poco a poco el material de la fachada en una esquina.

Este vecino plantea otros desperfectos y necesidades que no se ven resueltos y enumera algunas cuestiones. Para empezar en muchos puntos de la barriada hay aceras levantadas, que dificultan el paso especialmente de las personas con movilidad reducida. Pero además, aun cuando el servicio de mantenimiento de jardines acude, no han ejecutado una petición expresa: que podaran un árbol concreto. "Se pidió hace meses y nada, no han hecho caso", se queja Antonio, uno de los vecinos que siempre ha estado pendiente de las carencias de la barriada Olmo. En su momento, cuestionaba la situación del parque infantil junto a uno del salideros de aguas negras.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios