El PA pide la dimisión del presidente del movimiento vecinal, Antonio Romero

  • Acusan al representante de este amplio colectivo ciudadano de "falsa independencia" y de "aspiraciones partidistas personales" que ligan al PSOE · "Pretende su inclusión en las listas de López Gil", dicen

Comentarios 19

No es habitual que desde el partido político que asume las responsabilidades del Gobierno municipal se reclamen responsabilidades a los colectivos sociales. Antes bien, es más frecuente lo contrario. Pero ayer el Partido Andalucista sorprendió al exigir la dimisión del presidente de la federación de asociaciones de vecinos Isla de León, Antonio Romero, la cabeza visible del colectivo que aglutina a la práctica totalidad del movimiento vecinal y que, por ende, cuenta con un gran peso en La Isla.

Fue el secretario andalucista de participación ciudadana, el ex edil Luis Calderón, el que se encargó de hacer pública la decisión adoptada en la tarde anterior por el pleno del comité local andalucista, órgano que preside su primer secretario, el alcalde, Manuel de Bernardo.

Los andalucistas consideran una "irresponsabilidad política y cívica la actitud de posicionamiento que viene manifestando el presidente de la federación". Aluden desde el PA a sus "aspiraciones partidistas particulares" que ligan a la formación socialista y llega a asegurar que "pretende ser incluido en la lista de López Gil -el candidato del PSOE- para las próximas elecciones municipales".

"El PA -afirmaron los andalucistas a través de un extenso comunicado- no entra en el pleno derecho que Antonio Romero tiene como ciudadano de afiliarse al partido que quiera o de apoyar los temas que le interesen pero no puede tolerar que se engañe a los ciudadanos desde un puesto en una entidad vecinal camuflándose detrás de una independencia que no es cierta".

La presencia del presidente de la federación de asociaciones de vecinos en la convocatoria de la plataforma ciudadana Responsabilidades Políticas Ya para la presentación de la manifestación del próximo día 10 de diciembre, en la que precisamente se exigirá la dimisión del regidor andalucista, ha sido para el comité local la gota que ha colmado el vaso. La "falsa independencia" del presidente de la federación -aseguran- les ha obligado a exigir su dimisión. Porque, recuerdan, el movimiento vecinal no forma parte de la plataforma que exige responsabilidades políticas a raíz del robo de 7,8 millones de euros perpetrado en la caja municipal.

Eso sí, ha participado en algunas de sus convocatorias, como la manifestación del año pasado, previo acuerdo del consejo vecinal de la entidad. En esta ocasión, insiste el PA, no ha existido ese acuerdo de ese órgano de forma que Romero "rompe con la independencia acordada por el consejo vecinal cuando ser acordó no integrarse en la plataforma".

Durante las últimas semanas, el PA ha lamentado que desde el movimiento vecinal no se hubiera realizado ningún pronunciamiento acerca de la propuesta socialista en torno a los presupuestos de 2010, que inicialmente excluía todo tipo de inversiones en las barriadas. Tampoco -recuerdan- ha habido pronunciamientos en torno a la reciente sentencia de los polvorines de Fadricas, favorable al Ayuntamiento, ni en cuanto a otros asuntos como la supresión del trato especial o los incumplimientos socialistas de Camposoto. "(Romero) se calla para servir al PSOE de López Gil y no tener que pedir explicaciones ni reivindicar nada a las administraciones donde gobierna ese partido", dice el PA.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios