La invasión artística de la intimidad

  • Pilar Alonso presenta 'The Cabinet of Cándida Stanwick' en la galería Manolo Alés, una instalación que invade secretos de los nuevos protagonistas de su serie

Pilar Alonso regresa a la escena artística con otra película. Una nueva historia que pinta bien. Que atrapa al espectador desde una instalación que invita a "robar" la intimidad del prójimo. Que incluso lo sitúa en la línea del vouyeaur, en la medida en que le permita su curiosidad. Son los títulos de crédito de su nueva película, Notas de The Cabinet of Cándida Stanwick, que ahora se estrena en la galería municipal Manuel Alés de La Línea, tras el éxito cosechado con La Diva hace apenas unos meses en la galería Benot.

Según explica la artista gallega, la original propuesta que trae a tierras gaditanas se presenta a modo de instalación y funciona como una cebolla, "cuyas capas atravesamos para llegar a sorprender a los protagonistas de esta nueva serie y sorprendernos nosotros mismos de haberlos encontrado... o no". Son algunas de las incógnitas que lanza al aire Pilar Alonso, ante el inicio de este nuevo filme que habla de "intimidades robadas" y del "morbo" que despiertan en el ser humano, como rasgos indiscutibles inherentes a nuestro ser.

"Estas ideas de lo escondido, lo que se muestra y lo que se roba son la esencia de las protagonistas de esta nueva serie que comienza en esta instalación", asevera Alonso. "Ellas, las protagonistas, tienen que ver con este juego de capas, postizos y prótesis que los humanos utilizamos para relacionarnos con los demás. Mostrando una superficie más segura o más adhoc que protege o esconde nuestra intimidad, lo que no se ve de nosotros, generalmente, porque así lo deseamos".

En este apartado la artista gallega hace referencia a la identidad camuflada tras la que muchos se esconden en las redes sociales e internet. "Me llama la atención cómo aparecemos ante los demás, cómo la gente se reinventa y muestra lo que no es".

Toni Volouns y Cándida Stanwick son los protagonistas de esta nueva serie que surgió cuando La Diva ya estaba rozando sus últimos días. Una sesión de fotos le permitió "robar un trozo de sus almas, por decirlo de algún modo", posicionando a cada uno en la trama según la fuerza del personaje, con la que fue amasando el comienzo de esta historia cuyo hilo argumental nos dosificará en cadauna de sus estratégicas exposiciones.

En la sinopsis de su nuevo filme también ha tenido mucho que ver los recuerdos y sueños de su infancia, y algún que otro guiño a anécdotas familiares que hablan de simbologías de lo oculto. "En casa de mi abuela había un hueco bajo la escalera con una tela de gallinero. Y un día me asomé y comprobé que al otro lado se encotraba el pasillo de la vecina. Es como si de pronto estuvera en la casa de otra persona, como si estuviera haciendo algo que no debía", rememora. De ahí el concepto rescatado de vouyeaur, que maneja en su instalación desde estancias que llevan a otras. Que traspasan nuevos estadios de la intimidad del otro, entre elementos simbólicos como el ciervo, siempre fiel a su obra. Espacios articulados para la invasión artística de la intimidad.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios