La UCA pone en marcha los Juegos Recreativos Reunidos

La Escuela de Fotografía de la Universidad de Cádiz trae la propuesta de la fotógrafa jerezana Patri Díez, que durante los últimos cinco año lleva desarrollando proyectos docentes para el fomento de la creatividad y que reclaman la propia docencia como práctica artística.

Según Díez, "un día descubrí lo que la fotos contaban y me hice no sólo hacedora, sino lectora de fotografías". Con ese descubrimiento se lanzó a gestar proyectos con vocación creativa.

Ha ejercido el fotoperiodismo durante seis años en el Grupo Joly en el diario Granada Hoy y, previamente, con sólo 14 años, fue becada para exponer en el Palacio de ongresos de Madrid. Ahora, con 33 años, cuenta a sus espaldas con siete exposiciones individuales y más de 30 colectivas.

En el curso que va a impartir en la UCA ofrece a cada alumno una caja de juegos editada por ella misma, que es la guía para realizar el taller. "La gente piensa que es un taller para niños, pero en realidad está pensado para adultos. Todo asdulto es un niño, mientras que uniño aún no ha llegado a esa etapa de la vida. No deberíamos de olvidar que podemos jugar y, además, es la mejor manera de aprender".

Según Díez, "la docencia es otra expresión artística. Si el taller dura 20 horas, es como si el obturador de mi cámara estuviera abierto 20 horas. El resultado es una fotografía de larga exposición donde todos hemos aprendido sobre este apasionante lenguaje".

Los talleres de Patri Díez ya han frecuentado varios circuitos dentro de lo que ha llamado "pedagogía orgánica".

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios