Multitudinario adiós a la duquesa de Medina Sidonia en Sanlúcar

  • Luisa Isabel Álvarez de Toledo es despedida con un emotivo funeral celebrado en la Parroquia de Nuestra Señora de la O · Asistieron, entre otras autoridades, Ana Palacio, Willy Meyer y Luis García Garrido

Comentarios 4

Minutos antes de las diez de la mañana de ayer, la hora fijada para el comienzo del funeral por Luisa Isabel Álvarez de Toledo, que falleció el viernes a los 71 años de edad, ya se hallaban en la Parroquia de Nuestra Señora de la O y sus alrededores cientos de sanluqueños que querían dar su último adiós a la duquesa de Medina Sidonia.

El féretro con los restos mortales de la conocida popularmente en Sanlúcar como "duquesita" realizó un triste recorrido desde el Palacio Ducal de Medina Sidonia hasta la Iglesia Mayor de la ciudad a través de la Plaza de los Condes de Niebla. Lo cubría una bandera de Sanlúcar y lo seguían atrás numerosas personas, entre familiares, autoridades públicas, amigos y admiradores de la fallecida. Una portavoz de las voluntarias de la Fundación Casa de Medina Sidonia completó con palabras de "homenaje" a la duquesa el trayecto de los asistentes por el interior del templo. Recordó que Luisa Isabel Álvarez de Toledo las llamaba cariñosamente "niñas" y se refirió a ella como "una de las personas más grandes de nuestra sociedad, no sólo por sus títulos, sino también por su manera de ser", aludiendo a su "compromiso con la cultura y la historia" y su "generosidad", entre otras muchas cualidades. "El lince, como a ella le gustaba llamarse, no se ha extinguido", concluyó antes de subrayar la voluntad de las voluntarias de la Fundación por dar continuidad a su encomiable labor.

Los canónigos Luis Núñez y Narciso Climent oficiaron el acto religioso. Climent comunicó a los reunidos el pésame del obispo de la Diócesis de Jerez-Asidonia, Juan del Río, a los familiares de la duquesa lamentando no haber podido estar presente en el funeral. El también historiador y escritor sanluqueño definió a Luisa Isabel Álvarez de Toledo como una "pequeña gran mujer" de una "personalidad irrepetible" que dejará un "recuerdo imborrable" en Sanlúcar, "crítica y responsablemente luchadora para mejorar las condiciones de vida de la sociedad", ejemplo de "tolerancia y respeto al pluralismo", aparte de promotora de "un incansable trabajo por conservar y catalogar durante tanto tiempo el rico patrimonio archivístico del Palacio Ducal". Climent destacó, igualmente, su "vida de compromiso, sobre todo con los más necesitados, de amor a la cultura y la defensa de los valores humanos, y de generosidad gratuita". Apostilló que la duquesa "ha testimoniado que la nobleza no la confieren los títulos, sino la grandeza ética, la autenticidad y la verdad". Este discurso arrancó incluso aplausos entre los asistentes.

Un lamento expresado por el cantaor flamenco Antonio Jurado El Nono, que estuvo acompañado a la guitarra por Manuel Alfonseca Lin, despidió al féretro en presencia de los hijos y nietos de la fallecida, además de la hasta ahora secretaria de la Fundación y nueva presidenta de la misma, Liliane María Dahlmann, especialmente afectada por lo sucedido. Los restos mortales de la duquesa fueron conducidos hasta el Tanatorio de Jerez.

Además de la Corporación Municipal de Sanlúcar al completo, encabezada por la alcaldesa de la ciudad, Irene García, acudieron al funeral, entre otras autoridades, la vicepresidenta del Banco Mundial, Ana Palacio; el europarlamentario Willy Meyer; la diputada estatal María del Carmen Sánchez; el consejero de Obras Públicas de la Junta de Andalucía, Luis García Garrido; su antecesora en este cargo, Concepción Gutiérrez; la directora de la Agencia Andaluza para el Desarrollo del Flamenco, Bibiana Aído; el delegado del Gobierno autonómico en Cádiz, José Antonio Gómez Periñán; y la delegada provincial de Cultura, Dolores Caballero.

El Pleno del Ayuntamiento celebrará hoy lunes una sesión extraordinaria para acordar el nombramiento de Luisa Isabel Álvarez de Toledo como Hija Adoptiva de Sanlúcar a título póstumo. El Consistorio de esta población gaditana ha decretado tres días de luto oficial por su fallecimiento.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios