Microrrelatos con "humor, ironía y una pizca de realismo mágico"

  • El escritor gaditano Antonio Anasagasti presenta sutercer libro de microrrelatos, Hijos de mayo del 68

Antonio Anasagasti protagonizó el último acto literario de la Feria del Libro de este año con la presentación de su tercer volumen de microrrelatos: Hijos de mayo del 68.

También se despidió de la Feria la Asociación de Personas Lectoras, que ha estado ilustrando con la lectura de un fragmento de cada autor las presentaciones de libros de este año. En esta ocasión, le tenían reservada una sorpresa a Antonio Anasagasti, pues la lectura corrió a cargo de la niña Carmen Serrano, que puso brillantemente su voz a un microrrelato protagonizado por un infante.

El encargado de la presentación fue Alfonso de la Hoz, "amigo y lector" de Anasagasti, que definió el último libro del autor gaditano como "un paseo histórico y social por la España de los últimos treinta años".

De la Hoz definió a Anasagasti como "un maestro de la elipsis", que puede ser "tierno, e irónico y, a veces, mordaz", e invitó a los lectores a "rellenar esa alfombra de puntos suspensivos que deja el autor" al final de cada microrrelato, en los que despliega "su socarronería no exenta de desencanto, aderezada con humor ironía y una pizca de realismo mágico".

El presentador aseguró que estos relatos, que se desarrollan en escenarios tan diversos como París, Holanda o Madrid, siempre "vuelven a Cádiz, y con ellos podemos pasear por la calle Ancha, recordad la crisis de Astilleros o tomar algo en el bar Stop".

Antonio Anasagasti abrió su intervención reflexionando sobre el lugar en el que se producía la presentación del libro, un baluarte, y su propia condición de militar de profesión, y recordó al público presente que las unión de armas y letras tenía una larga tradición en las letras españolas que lo emparentaba con autores como Garcilaso o Cadalso.

Anasagasti explicó que este libro de microrrelatos es la "continuación lógica" de su anterior libro, El fin del poder absoluto, "ya que todo cambia con la incorporación de la mujer al trabajo".

El autor hizo balance de las implicaciones sociales que tuvo en España el Mayo del 68 y aseguró que los cambios propugnados por el espíritu de la revuelta parisina no llegaron a España hasta diez años después con la democracia y la Constitución española.

Anasagasti coincidió con el presentador al asegurar que su libro de microrrelatos hace un repaso por los últimos treinta años de la historia y de la vida cotidiana de España "en los que se han producido enormes cambios".

Para finalizar, Antonio Anasagasti leyó una selección de sus microrrelatos que ilustraban aspectos claves de estos cambios que ha convertido a nuestro país en una "sociedad libre".

El libro guarda un hilo conductor, que se inicia con la concepción del protagonista en la trastienda de la Librería Española de París durante Mayo del 68, y se adentra en la infancia, adolescencia y madurez de ese personaje que vive y evoluciona en una sociedad en continuo cambio.

Los colegios mixtos, el papel de la mujer relegada a casarse y a cuidar de la casa y de los hijos, la paulatina incorporación de los hombres a la realización de las tareas del hogar o la llegada de la televisión son algunos de los temas de estos microrrelatos.

Hijos de mayo del 68 es el tercer libro de microrrelatos de Antonio Anasagasti, que también ha probado suerte como poeta con otros tres volúmenes publicados.

El autor gaditano aseguró que tiene varios temas "rondando la cabeza" para escribir una novela que de un nuevo rumbo a su obra literaria.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios