Historia hecha viñetas por María Espejo

La ilustradora gaditana María Espejo ha sido la encargada de nutrir la historia de Rosa Ribas del material gráfico que exigía. Miss Fifty ya tenía, de hecho, rasgos propios cuando llegó a Reino de Cordelia, pero eran "unos dibujos -explica María- pensados para el medio digital, lejos de la idea que tenía el sello". Texto e imágenes se dan la mano en Miss Fifty como surgidos de la misma persona, una cualidad que la ilustradora achaca, por un lado, a la calidad de los textos, y por otro, a la conexión entre ambas autoras: "Siempre es mejor cuando tocas una historia con la que conectas -comenta-. Hay veces que das con textos malos o para niños que no están bien trabajados y te da mucha pena. Rosa desarrolla unos personajes muy vivos, muy reales, y me metí mucho en la historia: es un relato que me llegó y con el que me sentí cómoda. Las mismas situaciones son muy ilustrables, enseguida se te vienen a la cabeza con imágenes".

María Espejo vive en Madrid desde 2004 ya dedicada de lleno al dibujo -aunque no siempre ha sido así: "He trabajado en temas de circo, de dependienta..."-, especializada en la ilustración literaria, con colaboraciones en títulos como Circe, Las Cántigas o El juego del universo y ha organizado siversos talleres el Museo Arqueológico Nacional, la Comunidad de Madrid o el Instituto Cervantes de Estocolmo. "No creas, el cómic también me gusta mucho -se explica- pero este país nos es Francia, Estados Unidos o Japón. El adelanto de un álbum como yo haría, que me llevaría un año de trabajo, apenas te cubre uno o dos meses".

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios