El argentino Atilio Alberto Veron gana el VIII Premio de Narraciones Breves Ciudad de Cádiz

  • El jurado del certamen hizo público su fallo ayer en la Biblioteca del Casino Gaditano

Comentarios 1

La voz del argentino Atilio Alberto Veron suena sorprendida a través del teléfono. Se encuentra en su casa de Buenos Aires y se acaba de enterar por este periódico de que es el ganador del VIII Premio de Narraciones Breves Ciudad de Cádiz, organizado por la Fundación Cajasol y el Casino Gaditano, con su relato Muerto.

"Uno no escribe por los premios, pero es un aliciente y una recompensa por el sufrimiento que hay detrás", comenta Veron sobre el oficio de escribir. Y añade que todo galardón es importante para él, pero éste lo es más porque lo recibe gracias a un cuento entrañable, uno de los primeros que escribió.

El jurado del certamen se reunió ayer en el Casino Gaditano, donde hizo público su fallo. Estaba compuesto por Manuel Ramos Ortega, catedrático de Literatura Española de la Universidad de Cádiz; Alberto González Troyano, profesor de Literatura Española de la Universidad de Sevilla; Ignacio F. Garmendia, de la Fundación Lara; Enrique Maestre, secretario del Casino Gaditano, y Antonio Cáceres, director del Centro Cultural Cajasol. Este último comentó que, a diferencia del año anterior, la decisión no había sido complicada. Y anunció que el relato finalista es La jaula de Faraday, presentado con el seudónimo Agnese Martigny.

"La obra premiada es un relato con una técnica narrativa bastante clásica, en el sentido de que es lineal", indicó Cáceres, quien explicó que trata de un preso que se escapa y salta por un puente. "Ese es el momento más abstracto del relato. Es muy interesante porque hay una especie de diálogo interior en el que mezcla lo que está aconteciendo con un viaje interior al yo".

Según Antonio Cáceres, la obra ganadora no presenta grandes sorpresas, pero "está bien escrita, con un estilo llano, directo y muy asequible al lector". Algo con lo que los demás miembros del jurado estaban de acuerdo.

Al transmitir estas palabras a Veron, el escritor argentino se sintió muy halagado. "Pienso que escribo así y, si lo captaron así, es que mi forma de escribir llegó".

Manuel Ramos apuntó que Muerto demuestra el origen de su autor, porque "mezcla dos tradiciones: la europea del cuento y la hispanoamericana, que es a su vez una síntesis de otras literaturas". En su opinión, hay una "influencia clara" de Borges en el "factor tiempo" del relato. Concretamente, en el momento en el que el preso está a punto de morir y le vienen a la memoria imágenes del pasado. Para el catedrático de Literatura, uno de los aciertos del cuento es precisamente la forma en la que su autor juega con el tiempo. "Dentro de la linealidad, se permite esos juegos con pasos atrás en el tiempo, que me parece que están hechos con acierto y brillantez."

El ganador recibirá 4.000 euros y su relato será publicado por la Fundación Cajasol en la colección del Casino Gaditano.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios