Abjasia y Osetia del Sur piden a Rusia que reconozca su independencia

  • Moscú congela su cooperación militar con la OTAN y asegura que hoy finalizará su retirada de territorio georgiano · Tiflis denuncia que las fuerzas del Ejército ruso amplían las zonas de ocupación

Las dos regiones separatistas georgianas, Osetia del Sur y Abjasia, pidieron ayer tanto a su gran aliado ruso como a la comunidad internacional el reconocimiento de su independencia en una jornada en la que el Kremlin decidió congelar su cooperación militar con la OTAN hasta nuevo aviso.

"Nos merecemos vivir en una república libre", dijo el presidente de Osetia del Sur, Eduard Kokoity, quien dio las "gracias al Estado ruso" por haber rechazado la tentativa georgiana de recuperar el control sobre ese territorio.

"Nos dirigimos al presidente (Dimitri) Medvedev" y a las dos cámaras del Congreso ruso "para que reconozcan nuestra independencia", declaró por su parte un responsable abjaso.

Por su parte, el Gobierno georgiano considera que si Rusia otorga ese reconocimiento, sería "un acto colonialista", dijo el secretario del Consejo georgiano de Seguridad, Alexandre Lomaia.

El ministro de Exteriores ruso, Serguei Lavrov, evitó avanzar una respuesta a esas peticiones y afirmó que la decisión de Moscú dependerá en gran medida de lo que haga el presidente georgiano, Mijail Saakashvili.

"Saakashvili tiene una gran responsabilidad sobre la manera en que se desarrollen los acontecimientos", respondió Lavrov a un periodista que le preguntó si Moscú estaba dispuesta a reconocer la independencia de las dos regiones separatistas pro rusas.

En este contexto, Rusia decidió ayer congelar hasta nueva orden su cooperación militar con la OTAN, confirmó una portavoz de la Alianza Atlántica.

"Hemos recibido una notificación de los rusos, por los canales militares, diciendo que habían decidido suspender las operaciones militares de cooperación internacional entre Rusia y los países de la OTAN", dijo a la AFP la portavoz Carmen Romero. "Tomamos nota de la decisión rusa", añadió.

Romero recordó que el secretario general de la OTAN, Jaap de Hoop Scheffer, ya afirmó el martes, al término de una reunión extraordinaria de los 26 ministros de Relaciones Exteriores de la Alianza, que "mientras los rusos no se retiren de Georgia, la OTAN tampoco puede mantener relaciones con Rusia, como si no pasase nada".

Además, el mando militar de Rusia anunció ayer que hoy completará el repliegue de sus tropas a la zona de responsabilidad de las fuerzas de paz en Osetia del Sur, mientras las autoridades georgianas denunciaban que las unidades del Ejército ruso amplían las zonas de ocupación.

El anunció corrió por cuenta del jefe adjunto del Estado Mayor General de las Fuerza Armadas de Rusia, Anatoli Nogovitsin, quien aseguró que la retirada comenzó "a un ritmo tal, que para el término del día 22 de agosto las tropas de la Federación Rusa se encontrarán en los límites de la zona de responsabilidad de las fuerzas de paz".

Nogovitsin recalcó que "el proceso sólo ha comenzado" y declinó ofrecer datos sobre el número de efectivos que han sido retirados, con el argumento de que esa información varía con el tiempo.

Sin embargo, el general reveló que la artillería ya ha sido retirada de Gori, estratégica ciudad georgiana tomada por las tropas rusas situada 25 kilómetros al sur de la autoproclamada república de Osetia del Sur.

Lavrov, por su parte, anunció que Moscú mantendrá un máximo de 500 soldados en una zona de protección alrededor de Osetia del Sur.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios