Corbacho reconoce que hay "muchos inmigrantes en situación irregular"

  • El ministro de Trabajo asegura que "hay que mantener" la valla de Melilla contra las avalanchas

Comentarios 1

El ministro de Trabajo e Inmigración, Celestino Corbacho, reconoció ayer que en España "como en Europa, hay mucha gente en situación irregular" aunque señaló que "las cifras se están acotando" e incidió en que "lo que hay que hacer es tomar medidas más estrictas para que este fenómeno se vaya reduciendo". Corbacho, que participó en un desayuno informativo, se refirió así al cruce de datos entre el padrón y la estadística oficial de residentes legales, según el cual 700.000 extranjeros no figuran como titulares de una tarjeta de residencia y, aunque no quiso aventurar cifras, descartó que la bolsa de irregulares en España pudiera aproximarse a esa cantidad.

En paralelo, Corbacho explicó el anunciado decreto ley de retorno voluntario para inmigrantes sin trabajo, que, según afirmó, entrará en vigor el próximo mes de septiembre y que deberá "dar la posibilidad" a quienes pierdan su empleo, de capitalizar la prestación por desempleo a la que tienen derecho y volver con ella a su país de origen. Corbacho aseguró que el plan de retorno voluntario no será una medida de carácter coyuntural, sino permanente.

El titular de Trabajo respondió asimismo sobre los asaltos que ha sufrido el puesto fronterizo de Beni-Enzar, en Melilla, por parte de extranjeros que intentaron cruzar a España la víspera en grupo y por la fuerza. "Si uno es gobernante, sabe que no puede abrir la verja porque si se abre, ni tan siquiera el que aspira a mejorar su situación lo conseguiría", declaró. "Hay que mantener la verja y el control, con lo que ello significa, pero no se puede perder de vista lo que está pasando al otro lado", señaló Corbacho, para después destacar la importancia de las políticas de cooperación al desarrollo de los países de origen.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios