La Feria se vive en cada esquina

l Conforme pasan las horas, la Feria se va adueñando de la ciudad. Sus trajes, sus flores en el pelo, sus ganas de pasarlo bien y trajes de gitana, aunque alguno busque desesperado un hoombro amigo para juntar los ojos, aunque sólo sea un momento. Desde los toros, a los puestos de la Feria del Mediodía o en las calles del centro, Almería no puede disimular sus ganas de divertirse. Realmente, todos aquellos que intenten escapar de los festejos generales, lo van a tener complicado. Sin duda, el recorte de días decidido por el Ayuntamiento, funciona a tenor de lo vivido en las primeras horas. Si en años anteriores, algunas de las jornadas festivas se tomaban como descanso, este año hay que dejarlo para los primeros días de la semana que viene. Queda poco, a aprovecharse de ello.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios