La Junta deslinda actualmente unos 14 kilómetros de vías pecurias

  • Tiene iniciados los expedientes de delimitación de la cañada del Verdugo (de 7,7 kilómetros) y del Esquivel (de 6,6)

Comentarios 1

La Consejería de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía tramita actualmente el deslinde de dos cañadas del término municipal portuense. Éstas se encuentran en distintas fases administrativas.

La primera de ellas es la cañada del Verdugo, una de las vías pecuarias de mayor longitud de la ciudad que se inicia en el polígono industrial de El Palmar (junto a la fábrica de Torrent) y discurre por las proximidades de La Caridad y el pago Winthuyssen, cruza la carretera de Sanlúcar y se interna en el término municipal de Rota por las inmediaciones de las instalaciones de almacenamiento de CLH junto a la Base Naval. Con respecto a esta cañada, la Junta la ha dividido en dos para el desarrollo del expediente de delimitación. El primer tramo es que discurre entre el polígono de El Palmar y el cruce con el camino de Los Romanos, junto al diseminado de La Caridad. Dado que estos suelos tienen la calificación de urbanos en el vigente Plan General de Ordenación Urbana (PGOU), la Junta tiene la posibilidad legal de desafectarla en base a que se considera que ya está integrada en la ciudad.

Pero se da la circunstancia que este tramo está ocupado en parte y de forma ilegal por parcelas de los núcleos de viviendas de los diseminados de La Caridad, Serones y El Chinarral. Incluso lo está por parte de una urbanización de El Tomillar. Por ello, la Junta inició el pasado mes de septiembre el proceso de deslinde para señalar los terrenos usurpados, que sigue su trámite. La intención de la Junta es la de vender a los propietarios el suelo usurpado a un precio que aún está por convenir.

También ya se ha iniciado el deslinde del segundo tramo de la cañada del Verdugo, el que discurre entre el camino de los Romanos y el término municipal roteño. Actualmente el expediente está en exposición pública y se ha citado a aquellos propietarios de terrenos que se verán afectados por la delimitación puesto que sus terrenos también han usurpado parte del ancho a la vía. Una vez se realice este proceso, la Consejería de Medio Ambiente emitirá una resolución en la que se determinarán los límites de la cañada y se procederá a su señalización.

La otra cañada que está actualmente en proceso de deslinde es la del Esquivel, de 6,6 kilómetros de longitud, que sirve de prolongación de la vía pecuaria del Verdugo en dirección a la Vega de los Pérez y a las faldas de la Sierra de San Cristóbal, donde conecta con la del Canuto que ya se adentra en el término municipal de Jerez.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios