Sando inicia su expansión en Hungría con la compra de suelo en Budapest

  • Sando llega a hungría después de haber consolidado su posición en Polonia en las áreas inmobiliarias y de construcción.

Sando ha adquirido suelo en el centro de Budapest, donde la empresa invertirá hasta 16 millones de euros para la construcción de 262 viviendas. Se trata de la primera operación que la empresa realiza en Hungría, país donde ya ha comenzado su actividad, y al que llega después de haber consolidado su posición en Polonia desde las áreas Inmobiliaria y de Construcción.

El nuevo solar se ubica en uno de los distritos del centro de Budapest. Es un suelo totalmente urbano en el que se construirán estudios y apartamentos de 1 y 2 dormitorios. La superficie total del terreno es de 4.485 m2, con 15.698 m2 de techo edificable.       

La zona donde se ubicará la nueva promoción de Sando está en el casco histórico de la ciudad, que actualmente se encuentra en pleno proceso de reforma, con importantes intervenciones urbanísticas y de servicios, entre ellas una nueva estación de metro.

Sando ha realizado la adquisición mediante la nueva sociedad inmobiliaria creada en Hungría, Sando Magyarorszag. A través de esta entidad se gestionará toda la promoción, y las futuras operaciones que realice en el país.

La compañía ha realizado esta adquisición, tras haber consolidado su posición en Polonia donde inició su actividad hace dos años. La inversión en suelo, en Varsovia y otras ciudades del país, alcanza los 245 millones de euros. Además de en la capital polaca, Sando tiene proyectos inmobiliarios en Wroclaw, Poznan o Lesznowola, con más de 6.500 viviendas previstas.

En Varsovia, Sando Inmobiliaria Polska ya comercializa tres promociones con gran éxito: Sansara, en el distrito de Bemowo, un proyecto de 386 viviendas; Alanda Residence, en el distrito de Mokotów, con 390 viviendas, y Vermera, en Ochota, con 195 viviendas.

El área de Construcción también está presente en Polonia mediante la empresa Sando Budowichtwo, desde la que se gestionan todas las actividades de esta división en Europa del Este.

Con el inicio de operaciones en Hungría, Sando cumple otro hito en su estrategia de diversificación e internacionalización.

Sando es una de las primeras empresas del sector de la construcción e inmobiliario en España.  Sando alcanzó una facturación de 759,5 millones de euros en 2006, con un aumento del 46,3% respecto al anterior. El beneficio antes de impuestos fue de 162,54 millones de euros, con un margen sobre ventas superior al 21%.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios