Corredor cambiará los requisitos para la VPO

  • La ministra de Vivienda dice que el sorteo es "intrínsecamente injusto" y que prefiere un sistema que se rija mediante baremo

Comentarios 2

La ministra de Vivienda, Beatriz Corredor, aseguró ayer que el sistema de sorteo en los procesos de adjudicación de las viviendas protegidas (VPO) es "intrínsecamente injusto" y abogó por otro que tenga en cuenta unos criterios más justaos de "baremación".

"Aunque siempre habrá un sorteo, porque habrá muchos más demandantes que viviendas, la baremación introduce un elemento de justicia social", añadió durante la clausura de la jornada El cooperativismo de vivienda, una aportación a la economía social, organizado con motivo del 20 aniversario de la cooperativa Vitra, a iniciativa del sindicato Comisiones Obreras (CCOO).

Además, la titular de Vivienda expresó su intención de extender, dar una nueva configuración y dotar de nuevas fórmulas a los registros de demandantes de vivienda protegida en las distintas comunidades autónomas con la finalidad de controlar el fraude en las adjudicaciones.

La ministra mostró su intención de que "las viviendas que se edifiquen sobre suelo público movilizado sean adjudicados preferentemente en alquiler". En este punto, Corredor consideró que dar un impulso decidido a la vivienda protegida en alquiler es "imprescindible", ya que de no ser así "se acabará el suelo para que las generaciones futuras puedan acceder a una vivienda protegida".

Asimismo, la titular de Vivienda aprovechó el marco del encuentro para elogiar la "extraordinaria" labor que desarrollan las cooperativas de viviendas y para pedirles su colaboración en las políticas de vivienda a desarrollar en pleno ajuste del sector.

En este sentido, Beatriz Corredor resaltó el papel "determinante" que juegan en el mercado inmobiliario las cooperativas y el "protagonismo" que están llamadas a tener en el Pacto de Estado que pretende suscribir con todos los agentes del sector en la presente legislatura.

Al respecto, Corredor expresó su deseo de que "todo el mundo" se sume al pacto, a lo que añadió un tímido "ya veremos". A continuación, la ministra de Vivienda se refirió a la reunión mantenida el pasado mes de mayo con los promotores, de los que dijo, acudieron a verla "no como novios, sino como pretendientes".

Así, y ante las peticiones del sector para que el Gobierno intervenga ante la crisis que padecen, la ministra Corredor recordó que en marzo de hace dos años, los mismos interlocutores pidieron al Gobierno que no interviniera en la lógica del mercado. "Es curioso que ahora se hayan vuelto más intervencionistas y se hayan olvidado de su liberalismo innato", subrayó la ministra de Vivienda con cierta ironía en sus palabras, informa Europa Press.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios