Diez posibilidades serias de medalla

  • Paquillo, Pestano y Marta Domínguez vaticinan un escalón en el podio

El atletismo español acude a los Juegos de Pekín con un ambicioso reto: conseguir la primera medalla de oro olímpica desde Barcelona 1992, donde Fermín Cacho y Dani Plaza conquistaron los títulos de 1.500 y 20km marcha.

La empresa de repetir éxitos precisamente en esas pruebas se presenta difícil pero no imposible. Paquillo Fernández, subcampeón olímpico en Atenas 2004, es firme candidato en la marcha corta, y en 1.500 Arturo Casado, Reyes Estévez y Juan Carlos Higuero (podio del campeonato de España) abrigan ambiciones de medalla.

Los cálculos del presidente de la Federación Española, José María Odriozola, apuntan a una decena de "posibilidades serias" de medalla, y la experiencia dicta que al final se quedan en el 40 por ciento. Cuatro medallas igualarían "el mito de Barcelona" que España se propone romper en estos Juegos.

Paquillo Fernández, como en todos los grandes eventos desde hace seis años, vuelve a ser el valor más solido en el equipo español. El granadino, instalado en el podio de grandes campeonatos desde los Europeos de Múnich 2002, volverá a disputar las medallas al ecuatoriano Jefferson Pérez y al defensor del título, el italiano Ivano Brugnetti.

El escalafón mundial del año sólo tiene a Paquillo y al discóbolo Mario Pestano entre los tres primeros, pero entre los 54 atletas que forman el equipo español hay más esperanzas de podio.

Pestano confirmó hace dos semanas en los nacionales de Tenerife su impresionante momento de forma con un lanzamiento de 69,50 metros, sólo superado en el mundo por el estonio Gerd Kanter (71,88) y el lituano Virgilijus Alekna (71,25).

Además de Paquillo y Pestano, compiten con opciones de medalla Marta Domínguez (3.000m obstáculos) Josephine Onyia (100m vallas), los tres de 1.500, Carlota Castrejana (triple), Ruth Beitia (altura), María Vasco y Beatriz Pascual (marcha). Otro puñado de atletas, instalados en la lista de los diez mejores mundiales, también sueñan con batirse por los metales.

Marta Domínguez, dos veces subcampeona mundial de 5.000 metros, afronta a sus 32 años los Juegos de Pekín en calidad de novata. La palentina ha elegido tan magna ocasión para estrenarse en 3.000m obstáculos después de haber hecho una exitosa prueba en Barcelona que acabó en nuevo récord de España (9.21,76).

Con esa marca se ha situado en el octavo puesto del ranking mundial del año, pero la asombrosa capacidad competitiva de Marta Domínguez puede acercarle a los puestos de honor, cancelando una asignatura pendiente: la palentina, presentes en sus terceros Juegos, no ha pasado del noveno puesto en la competición olímpica.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios