La Balona empata y sigue invicta con Baby

  • Un lío monumental del árbitro puede provocar la impugnación del partido por el Mairena

La Real Balompédica resbala, pero sigue invicta en la etapa de Baby y afincada en la cuarta plaza, con dos puntos de renta sobre sus perseguidores. Un empate -van doce en 23 jornadas- de esos que no se sabe muy bien cómo valorar, más que nada porque el árbitro inventó en la primera mitad una pena máxima a favor de los sevillanos y la hizo desaparecer segundos después por arte de birlibirloque, lo que puede provocar la impugnación del partido por parte de los visitantes.

El primer tiempo se salvó gracias al jaleo. El Mairena jugaba con bastante más desparpajo del que cabe esperar de un equipo que lleva meses sin puntuar fuera. La Balona, sin embargo, marcó en su primer acercamiento a puerta. Miguélez, que sale a gol por partido, rentabilizó una magnífica acción por banda de Joseph.

El gol azuzó a los de casa, que estuvieron a punto de marcar en el 20' y que cinco después vio como un penalti sobre Joseph servía en bandeja la posibilidad de cerrar el partido, pero Manrique estrelló su zapatazo en el larguero.

Un minuto después llegó el lío. Se supone, porque fue a él a quien le enseñó la tarjeta, que Johny cometió penalti. No se sabe muy bien cómo. Raúl Domínguez lo anotó. El árbitro mandó repetir y luego, a instancias de un auxiliarý le entregó el balón a los de casa. Insólito.

En el segundo periodo apareció otra Balona que se lanzó al ataque. Pero en el descuento, el Mairena apeló a la heroica y se tomó la venganza de su derrota en idénticas circunstancias de la pasada campaña.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios