elecciones municipales de 2019

La reinvención del PP

  • La salida de Teófila Martínez abre un escenario nuevo al partido que siempre ha tenido un referente que aglutinaba votos por su simple presencia

Teófila Martínez sonríe durante la rueda de prensa en la que anunció que no sería la candidata a las elecciones municipales de 2019. Teófila Martínez sonríe durante la rueda de prensa en la que anunció que no sería la candidata a las elecciones municipales de 2019.

Teófila Martínez sonríe durante la rueda de prensa en la que anunció que no sería la candidata a las elecciones municipales de 2019. / lourdes de vicente

Comentarios 8

Uno de los principales colaboradores de Teófila Martínez hace años en el ayuntamiento decía en broma que el Partido Popular tenía que presentarla para las elecciones municipales aunque fuera embalsamada. Era algo así como un Cid Campeador. Su presencia era garantía de triunfos. Evidentemente eso fue antes de 2015. En aquellas elecciones el PP, pese a ser el partido más votado en la ciudad, se desfondó por el agotamiento de un modelo y la pujanza de las entonces formaciones emergentes.

La decisión de Teófila Martínez de no presentarse a las próximas elecciones municipales deja al Partido Popular en un escenario desconocido en las dos últimas décadas, con la búsqueda de un líder que deba coger el testigo de Teófila Martínez y su sombra enorme.

La renovación vendrá no sólo con el candidato sino también con la lista de los populares

Desde el PP se sabía que en algún momento se tenía que llevar a cabo la renovación pero al final parecía que nunca era el momento apropiado. El pos Bicentenario por la crisis enorme que había en todo el país, en el 15 porque peligraba la mayoría absoluta; tras perder la Alcaldía porque había que dar sensación de compromiso... Y al final, a falta de 14 meses para las elecciones municipales, los populares tienen que presentar un nuevo candidato que consiga aglutinar el voto de la derecha y que evite que haya una fuga hacia Ciudadanos, que es ahora la principal competencia. Desde el PP se tenía claro que Teófila aportaba unos 20.000 votos por sí sola. Con la persona que llegue, la certeza no es absoluta.

Antonio Sanz dijo en la rueda de prensa en la que Teófila Martínez anunciaba su despedida que manejan una encuesta que les da como la formación más votada y con posibilidades de gobierno si se alían con otra fuerza. Eso sin poner nombre al candidato ante la posibilidad de que Teófila no fuera la que encabezara el proyecto.

Este asunto es interesante ya que el PP nunca ha gobernado en compañía de otro partido, ya que siempre había conseguido la mayoría absoluta de manera holgada. La personalidad de Teófila Martínez limitaba el abanico de posibilidades. Nada más hay que echar la vista atrás tres años cuando el PSOE cerró la posibilidad de pactar con el PP porque no podía permitir perpetuar cuatro años más el teofilato.

En el Partido Popular simplemente se dice que hay banquillo y que la persona que vaya a estar al frente va a estar a la altura. Poco más. El debate ha estado aparcado hasta que Teófila Martínez diera el paso y de momento también hay un mutismo total sobre el candidato.

Este periódico lanzó el nombre de José Manuel Cossi hace unos meses, nombre que salió desde el propio PP y sería la opción más rompedora. Licenciado en Empresariales y trabajador de la Cámara de Comercio de Cádiz es la savia nueva que ha incorporado el partido en su último comité local. Nacido en el año 1972, no tiene experiencia alguna en la política activa pero es una persona con una buena preparación y con maneras muy afables. Tiene también una vinculación muy fuerte con el Carnaval, donde ha salido en una de las chirigotas ilegales más famosas de Cádiz y coautor del cuarteto del Gago.

Del mismo año que Cossi, Juan José Ortiz echó los dientes en la política con Teófila Martínez. Abogado ejerciente, en 2003 entró en las listas municipales y pronto obtuvo importantes responsabilidades hasta formar parte de la guardia pretoriana de la alcaldesa. Durante mucho tiempo fue una de las caras amables del Partido Popular aunque con el paso del tiempo tuvo que jugar un papel más combativo. Y es que Teófila Martínez fue creando un equipo a su imagen y semejanza en lo bueno pero también en lo malo. Tiene como ventaja que no es un advenedizo en esto de la política y sabe de qué va el juego. Encarnaría una línea más continuista para no cortar el cordón umbilical con lo que había.

El paso atrás de Teófila Martínez vendrá acompañado previsiblemente también de una renovación profunda en la lista con la salida de algunos de los concejales que han formado parte del gobierno del Partido Popular.

En principio, está previsto que la incógnita pueda quedar despejada a lo largo de esta misma semana.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios