Una carrera de obstáculos

  • Las empresas que llegarán a la Bahía para paliar la crisis de Delphi admiten retrasos en su instalación · No funcionarán antes de un año y la formación de la ex plantilla acabará en unos ocho meses

Comentarios 13

Dentro de ocho meses, aproximadamente en diciembre, los 1.900 ex trabajadores de Delphi (incluyendo aquellos que quieran o puedan prejubilarse) habrán finalizado la última fase formativa. Tras ella, en enero de 2009, comenzarán a trabajar en alguna de las empresas que han anunciado su llegada a la Bahía. O eso, al menos, se supone.

La parte positiva de este nuevo desarrollo industrial es que, hasta la fecha, la administración autonómica ha cumplido sus compromisos desde el punto de vista de los buenos resultados con estos nuevos negocios vinculados a las energías alternativas y renovables, por la apertura hacia un nuevo modelo industrial nunca antes visto en esta comarca.

También resulta positivo el hecho de que estas firmas empresariales siguen confirmando su apuesta por venir a Cádiz.

Sin embargo, no todo es de color de rosa. Este periódico ha recabado de cada una de esas empresas los plazos que ellas mismas prevén para aterrizar en la comarca gaditana. En general, ninguna podrá instalarse antes de un año y su puesta en funcionamiento será incluso algo más tarde.

Desde el punto de vista de los ex empleados de la factoría de automoción que funcionaba en Puerto Real, se puede dar la circunstancia de que hayan acabado su periodo formativo y que, aunque alguna de estas empresas ya haya iniciado su propia formación con un porcentaje de estos operarios, tengan que esperar algunos meses antes de entrar a formar parte de las nuevas plantillas.

Desde el punto de vista del resto de parados de la provincia de Cádiz, sin embargo, la posición es completamente diferente, ya que muchos podrán aspirar a integrarse en estos nuevos centros de trabajo (si su formación lo permite) sin la presión que supone los plazos que sí soporta la ex plantilla de Delphi. Por el momento, sólo existe una de estas empresas funcionando, Sadiel, dedicada a la fabricación de software y que, como ya explicaron sus responsables y también la Junta, en esta primera etapa no contará con personal de Delphi por no ajustarse a su perfil profesional.

Aeroblade

Esta compañía se dedicará a fabricar palas de aerogeneradores. Su primera previsión era iniciar la instalación en la Bahía a partir del verano. En su nueva fábrica construirá dos modelos de palas de 37 y 49 metros. Hoy día, esta empresa de origen vasco y perteneciente al grupo aeronáutico Aernnova, reconoce que cuenta con algunas dificultades que, tal vez, retrasen su puesta en marcha.

En primer lugar, según explicaron a este periódico fuentes de la compañía, la instalación podría comenzar en el segundo semestre de este año y comenzar la actividad en el segundo semestre de 2009. Sin embargo, estas mismas fuentes reconocen varios inconvenientes. En primer lugar, necesitan una primera planta de 50.000 metros cuadrados para la fábrica de producción. Además, es necesaria otra planta de 150.000 metros cuadrados que se utilizaría como aparcamiento de las enormes palas de aerogenerador. Ambas deben estar próximas.

Y ese es, precisamente, el primer inconveniente ya que, como indicaron desde la empresa, junto a la ex factoría de Delphi no habría espacio suficiente. Por otro lado, estas fuentes explicaron que, según las primeras estimaciones, fabricarán unas mil palas al año (algo más de dos a la semana) y ello podría suponer un gran problema para el tráfico en la zona a la hora de su traslado teniendo en cuenta el actual nudo de carreteras que atraviesa la zona y que las obras del segundo puente a Cádiz también afectarán a este enclave. Aún así, la empresa confía en cumplir los plazos, reconociendo que estos elementos ralentizarán el proceso. Incluso, quieren formar a la futura plantilla al mismo tiempo que se van construyendo las instalaciones necesarias para este nuevo proyecto en la Bahía de Cádiz.

Terrasun

Hasta ayer viernes no quedó claro el desarrollo de este negocio que se dedicará a la fabricación de paneles fotovoltaicos holográficos. Y es que hasta el viernes, la Agencia IDEA de la Junta de Andalucía no dio luz verde a la primera fase piloto que piensa desarrollar esta firma. Desde Terrasun se indicó que entre los meses de junio y julio arrancará una primera fase piloto de experimentación y desarrollo del prototipo en las instalaciones del Parque TecnoBahía, en El Puerto. Una vez culminada (y contando con el visto bueno de la empresa encargada de su comercialización), se comenzará en el mes de octubre la construcción de la planta de producción, con la que arrancará la primera línea de las 24 que desarrollará esta fábrica. Desde este negocio se puso ayer especial énfasis en la importancia de la reunión mantenida con la administración autonómica para iniciar el proceso. Desde la empresa se explicó que la primera fase supondrá contar con un total de diez líneas. El objetivo es que, dentro del primer año de funcionamiento, se desarrolle una potencia de 100 megavatios y no más porque es la previsión de mercado que manejan. No será hasta dentro de tres años cuando esté a pleno rendimiento y se cumpla su expectativa de creación de unos 280 puestos de trabajo.

GRUPO AURANTIA

Es una de las apuestas más fuertes de las que llegarán a la zona. Estará formada por tres empresas: una de producción de microalgas, cuyas primeras pruebas ya han comenzando, gracias al CO2 que desprende la fábrica de cemento de Holcim instalada en Jerez. Prevé la creación de 40 puestos de trabajo. La segunda se dedicará a la construcción de paneles solares fotovoltaicos, Gadir Solar, y pretende crear 210 empleos. La tercera, Gadir Biodiésel, se encargará de crear biocarburantes y creará más de 50 empleos.

Sus previsiones pasan por que la instalación de las plantas, en principio en el polígono El Trocadero (Puerto Real), no esté concluida antes de un año. En este sentido, puede decirse que los primeros pasos para la fábrica de paneles solares es la más avanzada ya que, según indicaron fuentes de la compañía, ya se han iniciado las obras en la antigua sede de Transportes Carrillo y se están estudiando las ofertas. Además, insistieron en que la formación del personal procedente de Delphi se realizará de forma paulatina a la construcción de las naves, para que una vez estén concluidas puedan incorporarse automáticamente.

GÉNESIS SOLAR

Al igual que el resto de empresas, sus previsiones son llegar a la Bahía de Cádiz en la mejor de las condiciones. Así, en su presentación oficial en el parque TecnoBahía de El Puerto, sus responsables explicaron que el proyecto de la planta de paneles solares ultrafinos se empezará a construir este mes. Las instalaciones ocuparán 22.500 metros cuadrados junto a la actual factoría de SK10 Andalucía y el horizonte de inicio de actividad de la compañía es finales del año 2009.

La fábrica, en la que se invertirán 148 millones de euros, empleará a 108 personas en una primera fase (200 a medio plazo, unos dos años) y absorberá a técnicos superiores procedentes de Delphi, según indicaron fuentes de la empresa. Anualmente producirá paneles con una potencia de cien megavatios y prevé llegar a 150.

Sacesa-Ficosa-Alcor

Es, sin duda ninguna, la gran incógnita de todos los proyectos anunciados. En principio, los responsables de las consejerías de Innovación y Empleo de la Junta han reiterado que la operación por la que se creará una nueva empresa vinculada al sector aeronáutico se llevará a cabo y que se instalará junto a la factoría de Delphi en Puerto Real. Ayer mismo, la dirección de Sacesa se reunió con los trabajadores de la firma para comunicarles que la ampliación de capital de diez millones de euros "aún no se ha realizado" y asegurando que no hay fecha fijada para su finalización. Según indicaron fuentes del comité de empresa, el director de la firma, Valentín Alcázar, "tranquilizó" a los trabajadores indicándoles que la ampliación "sigue adelante" y que se concretarán todos los detalles en el plazo de "unas semanas".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios