Cádiz

Martín Vila sustituirá a David Navarro al frente de Emasa

  • Podemos y Ganar Cádiz consideran que el concejal de Movilidad y Sostenibilidad debe dirigir la empresa de aparcamientos

Martín Vila y David Navarro, flanqueando al alcalde en una rueda de prensa. Martín Vila y David Navarro, flanqueando al alcalde en una rueda de prensa.

Martín Vila y David Navarro, flanqueando al alcalde en una rueda de prensa. / julio gonzález

Comentarios 8

Nuevo cambio se avecina en el organigrama municipal. Después de una renovación en el equipo de gobierno y de modificaciones que se han producido en algunas sociedades y organismos, la empresa municipal de aparcamientos (Emasa) será la próxima en sufrir variaciones. Según ha podido saber este periódico, el equipo de gobierno va a plantear que la presidencia y dirección de la empresa pase a manos de Martín Vila, que sustituirá en este cometido a David Navarro.

Esta decisión responde al prisma desde el que el actual gobierno municipal entiende y quiere trabajar la cuestión de la movilidad y la sostenibilidad de la ciudad, después de los primeros pasos de calado que ya se han dado en este sentido y ante el futuro reciente que acontece, sobre todo cuando terminen las obras que están en marcha del carril bici o de la peatonalización de la plaza de Argüelles. Hasta ahora, de algún modo estos planes dirigidos a esa ciudad más amable y sostenible que defienden Podemos y Ganar Cádiz, han chocado entre el trabajo que en pro de la movilidad se hacía desde esta concejalía (presidida por Martín Vila, de Ganar Cádiz) y las repercusiones directas que esas medidas tenían sobre la sociedad municipal de aparcamientos (gestionada directamente por David Navarro, de Podemos).

A mayor peatonalización o al incremento de carriles bici, menos aparcamientos de zona azul, por citar un ejemplo que en los últimos meses ha supuesto un problema que por ahora ha solucionado el equipo de gobierno con el anuncio de unas bolsas de zona naranja y azul provisionales que paliarán esa sangría de aparcamientos que repercute directamente en las arcas de Emasa, llegando incluso la oposición a lanzar una alarma por su posible quiebra.

El objetivo, por tanto, es que los planes de movilidad vayan de la mano del interés de Emasa. Y por eso, el equipo de gobierno entiende que el concejal de Movilidad (en este caso Martín Vila) es el que debe hacerse cargo de la empresa de aparcamientos. "Para así unificar criterios y que todo esté en manos de la misma persona", confirmaban ayer fuentes municipales consultadas.

Este cambio de concejal al frente de Emasa requiere ahora de un proceso no exento de trámites que obliga a cambiar los estatutos de la empresa, que hasta la fecha establece que el presidente y consejero delegado tiene que ser el concejal de Hacienda que cada momento haya en el Ayuntamiento. En el futuro, ese artículo se modificará para que el responsable de Emasa sea el concejal de Movilidad.

Al tratarse de un cambio estatutario, se hace necesario que el consejo de administración apruebe tal propuesta y que luego ésta sea elevada a la junta general de la empresa (esto es, el Pleno del Ayuntamiento), para ratificar la modificación y, con ello, poder Martín Vila tomar posesión de la que será una nueva responsabilidad que suma a su actual 'cartera'.

El inicio de esta tramitación tendrá lugar, precisamente, esta tarde, cuando ha sido convocado el consejo de administración de Emasa. En él se va a proponer, según ha podido saber este periódico, la creación de una comisión que estudie una reforma de los estatutos que no se limitará a este cambio de concejal presidente, sino a otra serie de cuestiones que el equipo de gobierno quiere incorporar a la normativa de la empresa. Si el consejo de administración lo aprueba esta tarde -y todo hace indicar que así va a ocurrir- la comisión comenzará a trabajar en esa encomienda de renovar y modificar los actuales estatutos; este trabajo sumado a la tramitación posterior que requiere un cambio de este calado, incluyendo los procesos de exposición pública, posibles reclamaciones y otros pasos a seguir, hacen que la sustitución de Navarro por Vila vaya a tardar todavía unos meses. Aunque, también hay que señalar, no parece que esta propuesta de cambio vaya a encontrar obstáculos en el consejo de administración (que forman tres representantes del equipo de gobierno, tres del Partido Popular y otros tres del PSOE) ni tampoco en la junta general; por lo que sólo será cuestión de tiempo que se produzca este relevo en Emasa.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios