'Chatear es sinónimo de relacionarse'

  • Víctor Manuel Marí asegura que no es cierto que la mayoría de los jóvenes tenga en la red experiencias de ciberacoso

Comentarios 4

Víctor Manuel María Sáez, profesor del área de Comunicación Audiovisual y Publicidad de la Universidad de Cádiz, que pronuncia mañana, a las ocho de la tarde, en el colegio marianista San Felipe Neri, la conferencia titulada "El deseo de enredarse y el peligro de liarse. Los jóvenes y el uso de Internet", dice que "chatear ha sido siempre un sinónimo de relacionarse, antes era en la barra de un bar y ahora a través de Internet".

La conferencia surge de la necesidad que sienten padre, educadores y ciudadanos en general de conocer con mayor profundidad el mundo de la redes sociales, tan de actualidad ahora y sobre las que los adultos, en general, no comprenden porque los jóvenes le dedican tanto tiempo.

A juicio del profesor Marí, doctor en periodismo por la Universidad de Sevilla, es necesario que los mayores superen los prejuicios existente hacia Internet y que conozcan algunas de las claves que hacen que sea tan atractivo especialmente para los jóvenes.

En ese sentido destaca la gran diferencia que existe en los usos de Internet que realizan unos y otros, "para los adultos es una fuente de información, que va desde leer periódicos a consultar los movimientos bancarios, buscar datos o ofertas de viajes , y para los jóvenes es sobre todo un lugar en el que construir su identidad, una posibilidad para canalizar sus relaciones y su mundo afectivo".

En cuanto a las posibles amenazas que ese mundo puede suponer para los jóvenes destaca que que entre las redes sociales más populares en España está Tuenti, una adaptación española de la famosa red mundial Facebook, "en la que, previo registro, los usuarios comparten imágenes, noticias, música, de un modo fresco y directo, y se comunican con aquellas personas que son de su círculo de amigos y conocidos".

También rechaza que los jóvenes que más utilizan esas redes sean los que está más aislados socialmente, "al contrario, son de lo más normales en sus relaciones cara a cara con amigos y compañeros de estudio o de trabajo". indica. Añade luego que "tampoco es cierto que la mayoría de estos jóvenes tenga en estas redes experiencias de ciberacoso o de vulneración de datos privados, aunque es bueno poner en marcha las estrategias adecuadas para preservar los datos personales que no se quieran compartir e igual imágenes comprometedoras si llegan a otras manos".

Su recomendación como experto en Comunicación Educativa es "navegar con los hijos, conocer los lugares que visitan y, sobre todo, el diálogo y la confianza, para que ese control no tenga un efecto boomerang".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios