carnaval

El COAC, un organismo vivo

  • Autores, gestores y representantes de los medios de comunicación debaten sobre el futuro de un certamen en permanente cambio

Los participantes en el almuerzo sectorial sobre Carnaval organizado por la Fundación Cajasol en su sede. Los participantes en el almuerzo sectorial sobre Carnaval organizado por la Fundación Cajasol en su sede.

Los participantes en el almuerzo sectorial sobre Carnaval organizado por la Fundación Cajasol en su sede.

Comentarios 1

Apagados los ecos de cajas y bombos, algo más relajados los egos, y más templados los nervios del Concurso, llega el momento de hacer balance del Carnaval pasado y, sobre todo, de empezar a pensar en cómo mejorar de cara al del próximo año.

Para ello, la Fundación Cajasol organizó uno de sus tradicionales almuerzos sectoriales en el que dio cabida a diferentes personas muy vinculadas con la fiesta grande gaditana por uno u otro motivo. Autores, componentes, miembros del patronato, aficionados, jurados y periodistas que han cubierto el Concurso se dieron cita en la sede de la fundación, en la Casa Pemán, donde su directora, Mar Díez, hizo de anfitriona en un almuerzo-coloquio que estuvo moderado por nuestro compañero Pedro Manuel Espinosa.

En el encuentro participaron: Miguel Villanueva, presidente de la Asociación de Autores; José Luis Porquicho, jefe de prensa del Ayuntamiento de Cádiz; Antonio Rivas, José Antonio Vera Luque, Antonio Procopio y Faly Pastrana, autores; los profesionales de los medios de comunicación Miriam Peralta, Juan Manzorro, Germán García y Rafa Burgal; Paco Rosado, comentarista de Onda Cádiz y autor de míticas agrupaciones; Ángel Núñez, presidente del Jurado Oficial del COAC en 2016; y José Fernández, componente de comparsas, historiador y miembro del Patronato.

Buena parte del debate lo ocuparon, como no podía ser de otra manera, las puntuaciones del jurado oficial, en un año en que se han introducido variaciones importantes. Consideraba la mayoría de invitados que habría que dar a conocer, de alguna manera, la posición en que se queda en preselección, y que no todos los que no pasan el corte pueden ser englobados en un simple No apto. Apuntaba Paco Rosado que incluso sería bueno desglosar las puntuaciones en su totalidad, "porque como autor de música me gustaría saber cómo se ha valorado, y si me tengo que ir a mi casa, por ejemplo", bromeaba.

Pastrana también pidió un jurado "cualificado" a la hora de enjuiciar una obra, mientras que Germán García se preguntó por qué "algunos tienen esa ansia de ser jurados". Los miembros del Patronato coincidieron, eso sí, en señalar que hay que volver a la fórmula por la que el presidente del jurado elige a sus vocales.

Más difícil fue encontrar un consenso en lo que se refiere a esa pérdida de gaditanismo, de esencia, de la que ya hablaba Paco Alba en el año 1975. No pensaban los autores presentes que el pasado haya sido un Concurso tan malo como desde algunos sectores se ha querido vender. Villanueva pedía "que desde los medios de comunicación se vendan mejor las virtudes y no echemos tierra encima de nuestro Carnaval".

El moderador puso encima de la mesa una cuestión que siempre está en la mente de unos y otros: sacar la preselección del Falla o no. Los presentes consideraron en su mayoría que realizar la preselección fuera del Teatro sería desvirtuar el Concurso, mientras que autores como Vera Luque reconocieron que no les importaría actuar un día menos en el Concurso si con eso se gana tiempo. Aunque, evidentemente, la pregunta que queda en el aire es ¿a quién le interesa una preselección sin los cabezas de serie? Queda un año para ir dando forma al Concurso 2019.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios