Autoridad Portuaria cifra en 600.000 euros al año la actividad del Anfiteatro

  • Sale a concurso la concesión por diez años, ampliables hasta quince, de esta instalación de la Punta de San Felipe tras concluir la anterior · El resto de los locales también saldrán ahora a concurso

La Autoridad Portuaria ha sacado a concurso público la explotación del local hostelero del Anfiteatro y el Malecón, en la Punta de San Felipe. La anterior concesión ya había caducado y ahora se hará una nueva. Igual proceso se seguirá con el resto de los locales hosteleros de este complejo de ocio en poco tiempo, según aprobó el último consejo de administración del ente.

Para este negocio en concreto, Autoridad Portuaria calcula en el pliego de condiciones como "actividad mínima a desarrollar la cantidad de 600.000 euros anuales como volumen de negocio anual".

La entidad siempre basa en cálculos reales estas cifras a la hora de ofertar concesiones, y es una cuenta de mínimos que podrá ser aumentada por los interesados en sus ofertas para el concurso. El que consiga hacerse con este espacio deberá pagarle anualmente un porcentaje de este volumen de negocio estimado a Autoridad Portuaria, siempre respetando un mínimo del 2% y de 600.000 euros. Además, deberá abonar cada año tasas por valor de 55.557,84 euros y afrontar un seguro multirriesgo y otro de responsabilidad civil, cada uno de ellos por importe mínimo de 60.000 euros.

Quien se haga con el anfiteatro durante los próximos diez años (prorrogables en cinco más) podrá elegir si se queda con las instalaciones desmontables que colocó la anterior concesionaria, Anfiteatro Gades SL, o no. La empresa cubrió los 905 metros de gradas del anfiteatro y la terraza del bar restaurante de 304,17 metros, introdujo aire acondicionado y extractores entre otras mejoras que se desglosan en el pliego de condiciones. Para evitar el desmantelamiento de unas instalaciones que posteriormente podrían tener que realizarse, Autoridad Portuaria da la oportunidad de decidir a los licitadores si se las quedan o no. Se ha hecho una tasación independiente que ha estimado el valor de lo realizado en 250.000 euros. Si el nuevo concesionario quiere quedarse con esas instalaciones, deberá pagar esta cifra a Anfiteatro Gades; en caso contrario, esta última empresa deberá retirar los montajes.

Independientemente de que se quede con lo ya montado, los interesados deberán aportar en el concurso los proyectos de las obras de mejora que vayan a hacer para poner en marcha una actividad que no podrá ser otra diferente a la propia de un bar-restaurante y discoteca. La actuación, en todo caso, deberá contemplar lo dispuesto por la ley contra el tabaquismo, con reservas de zonas para fumadores. La entidad del puerto también pide el proyecto básico de la decoración y del equipamiento tanto de bar restaurante como del anfiteatro.

En 2004, Autoridad Portuaria y Ayuntamiento gaditano firmaron un acuerdo sobre el mantenimiento y limpieza de la zona de la Punta San Felipe que deberá asumir el adjudicatario de este inmueble; por tanto, la vigilancia y limpieza de esta zona le corresponde, junto al resto de los locales hosteleros existentes. Igualmente, deberá hacerse cargo de mantener en buenas condiciones el propio local.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios