Agricultura

Un Arca de Noé ante la amenaza del "diluvio universal" para los agricultores

  • La COAG escenifica el pasaje bíblico para alertar de los efectos que puede causar la Política Agraria Común en la agricultura.

Comentarios 2

Una réplica del Arca de Noé, con animales incluido, ha sido instalada este martes ante la sede del Parlamento andaluz por la organización agraria COAG como símbolo del "diluvio universal" que para la agricultura representa la propuesta de revisión de la Política Agraria Común (PAC).

Representantes de la Coordinadora de Organizaciones de Agricultores y Ganaderos (COAG) de Andalucía se han concentrado este martes en Sevilla para exigir un cambio en la Política Agraria Común (PAC), ya que la propuesta que se presenta en Bruselas ahonda en el desacoplamiento de las ayudas (dar subvenciones por no producir).

En la concentración de Sevilla, la COAG ha llamado la atención de los viandantes con la instalación de una réplica del Arca de Noé, dentro del cual había ovejas, gallinas y cabras, además de frutas y hortalizas.

Juegos malabares a cargo de zancudos y músicos con tambores, flauta y castañuelas han amenizado el acto, que ha finalizado con una suelta de palomas, tres de ellas con mensajes dirigidos a la comisaria europea de Agricultura y a los presidentes de la Junta de Andalucía y del Gobierno.

El secretario de Organización de la COAG-Andalucía, Eduardo López, ha explicado a los periodistas que el objetivo de esta movilización es exigir una "rectificación" de la propuesta de revisión de la PAC, al considerar que es "contraria a los intereses de los agricultores, los ganaderos y los propios consumidores".

Según López, esta propuesta "profundiza mucho más" en el desacople, lo que va a "fomentar" el abandono de la actividad agraria.

López se ha quejado de la bajada de los precios en origen, lo que supone "estafar" a los productores y puso como ejemplo los 40 céntimos que cobran los agricultores por un kilo de ciruelas, cuyo precio final en las grandes superficies es de 3,50 euros.

"Son las consecuencias de la política ultraliberal y salvaje de la UE, que está utilizando a los agricultores y ganaderos como mano de obra barata", ha denunciado López, que ha criticado que "tres grandes firmas" de hipermercados en España controlen el 50 por ciento del sector de la alimentación.

El dirigente de la COAG-Andalucía se ha quejado de que "nos pagan una miseria" mientras "unos señores se forran porque el poder de la alimentación está en manos de cuatro", tras lo que ha pedido que las ayudas públicas se vinculen a la producción.

También han exigido la aprobación de una Ley de Comercio y de Márgenes Comerciales para un mercado agrario "justo", así como la promoción de las producciones autóctonas.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios